26 de enero de 2013
26.01.2013
La polémica infraestructura eléctrica entre Asturias y Palencia

Aller reclama que se aproveche el parón de Sama-Velilla para modificar el trazado

Los municipios de León aplauden la decisión del Gobierno de no incluir el tendido entre las obras imprescindibles y demandan que se retire el proyecto

26.01.2013 | 01:00
Manifestación contra la línea Sama-Velilla celebrada en León.

Cabañaquinta,

C. M. BASTEIRO

La decisión del Gobierno central de aparcar, por el momento, la construcción de la polémica línea de alta tensión Sama-Velilla ha sido recibida con «satisfacción» en la mayoría de los municipios castellano-leoneses afectados por el proyecto y en el concejo de Aller, que lleva años mostrando su rechazo al trazado propuesto. Los representantes de los grupos políticos del Ayuntamiento de Aller exigen ahora que se aproveche la paralización del proyecto para buscar nuevas alternativas al trazado. Los municipios de la comunidad vecina son más rotundos y esperan que el Gobierno central abandone por completo la polémica línea Sama-Velilla.


El Gobierno central dio a conocer esta semana, a través de Boletín Oficial del Estado, las 88 instalaciones de la red de transporte de electricidad cuya construcción tiene el carácter «urgente» porque son «imprescindibles para garantizar la seguridad del suministro». Una lista en la que ya no se incluye Sama-Velilla, a pesar de que el Consejero de Economía y Empleo del Principado, Graciano Torre, aseguró en noviembre que la actuación era necesaria para evitar «un colapso eléctrico en el centro de Asturias».


El proyecto de la línea de alta tensión enfrenta al Gobierno regional y al local de Aller, ambos del PSOE. Mientras que el Principado defiende la urgencia del proyecto con el trazado planteado, el Ayuntamiento de Aller siempre se ha mostrado rotundamente en contra. El alcalde, David Moreno, aseguró que la decisión del Gobierno central de aplazar la línea de alta tensión es una notica «positiva» para el municipio. «Mantenemos, desde siempre, que el paso de Sama-Velilla por el concejo será un duro golpe para el desarrollo turístico», señaló el regidor. Moreno ve el anuncio del Gobierno central del PP como «una oportunidad para ganar tiempo» y replantear el proyecto: «Queremos que se estudien todas las alternativa posibles para el trazado».


El grupo municipal del PP, principal fuerza de la oposición en el concejo, tiene la misma opinión pero con condiciones. El portavoz de la formación, Juan Antonio del Peño, señaló ayer que «la principal cuestión que hay que debatir sobre Sama-Velilla es su necesidad». Solo si la línea es necesaria, según el concejal, «llegará el momento de poner sobre la mesa todas las alternativas para el trazado y decidir la que genere un menor impacto en el entorno». «Lo que no podemos permitir es que el PSOE nos imponga una línea eléctrica. El anuncio del Gobierno central significa que Sama-Velilla no era tan necesaria como nos quería hacer ver el Gobierno regional, si no que era un capricho», zanjó del Peño.


Desde el grupo municipal de IU en Aller son aún más rotundos. El portavoz de la coalición de izquierdas, Héctor Teijeiro, aseguró que «nosotros llevamos mucho tiempo diciendo que esta línea no es necesaria». «Valoramos muy positivamente que se de marcha atrás a un proyecto que es una cabezonería del Gobierno de turno, por supuesto que afirmamos que no es urgente y también reiteramos que la línea de alta tensión Sama-Velilla no es ni siquiera necesaria», añadió ayer el concejal.


Pablo González, portavoz de Foro Asturias, también quiere que se aproveche este «parón» en la tramitación para retomar una antigua reivindicación de la formación. «Es el momento de estudiar la posibilidad de llevar la línea por el trazado original, atravesando el parque de Redes y la montaña de Riaño, en León». Esta propuesta ya se incluía en el programa electoral con el que Foro Asturias ganó las elecciones regionales en 2011.


En Asturias, la ejecución de la línea encuentra la mayor resistencia en Aller. En León, casi todos los municipios afectados por el trazado llevan años con las espadas en alto. La línea Sama-Velilla atravesaría la montaña leonesa cruzando los municipios de Villamanín, Pola de Gordón, La Robla, Matallana de Torío, La Vecilla, Valderrueda, La Ercina y Cistierna. Todos los alcaldes de las zonas por las que pasaría la autopista eléctrica tienen una postura unánime: no a la línea de alta tensión por su alto coste medio ambiental. El aplazamiento de la actuación ha supuesto un respiro para los regidores, pero quieren que el Gobierno central de un paso más y desista de este proyecto para siempre.


Las quejas por la polémica línea proceden también de vecinos, colectivos ecologistas y profesionales de distintos sectores, que llevan años movilizándose en contra del proyecto. El trazado recibió 25.000 alegaciones en contra y, en Aller, los vecinos llegaron a formar una plataforma contra Sama-Velilla para impedir el paso de la autopista eléctrica por el concejo.


Hasta ahora, nada había dado resultado. El actual Ejecutivo del PP aseguró el pasado mes de octubre que la línea se seguía considerando «necesaria». Los responsables del Gobierno central explicaron en el Congreso que la autopista eléctrica ayudará a regular los flujos que tienen que ser transportados entre Asturias y Castilla y León, además de mejorar la calidad y la seguridad del suministro eléctrico. Ahora, la ausencia de Sama-Velilla en la lista de las líneas «urgentes», causó satisfacción y sorpresa en los municipios afectados. No obstante, el proyecto podría incluirse en el nuevo plan de infraestructuras que se desarrollará más adelante.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Canal esquí

Esquí

Toda la información sobre la nieve

Consulta la información más completa de las estaciones de esquí, el tiempo y el estado de la nieve