01 de julio de 2019
01.07.2019

Detenido un polaco que tenía prohibido entrar en España y se resistió al arresto

01.07.2019 | 02:52

La Policía Nacional investiga una agresión sexual a una mujer de unos 50 años de edad, que en la tarde del sábado apareció semidesnuda y desorientada en un descampado de Langreo próximo a la carretera de Santo Emiliano. El informe forense realizado a la víctima, que se encuentra hospitalizada, halló indicios de que la mujer había sido forzada. Una de las líneas de investigación es que la agredida fuera drogada con escopolamina (conocida popularmente como burundanga) o algún tipo de sustancia similar. Una droga que anula la voluntad de la víctima y motiva una pérdida temporal de memoria, lo que explicaría el estado de desorientación y la pérdida de memoria de la mujer cuando se despertó en el descampado y alertó a los agentes.

Según ha podido saber este diario, la Policía recibió el aviso sobre las cuatro de la tarde de ayer. La mujer se despertó en el descampado desorientada y sin ropa interior, por lo que llamó a los agentes. La víctima fue trasladada al hospital Valle del Nalón y sometida a un examen forense, que halló indicios de agresión sexual. En un primer momento, casi no recordaba nada de lo sucedido aunque poco a poco pudo ir rescatando pequeños detalles, como que fue un solo hombre el presunto autor de la agresión.

Al parecer había salido el día anterior -La Felguera celebra estos días las fiestas patronales de San Pedro- y apenas podía reconstruir el relato de lo ocurrido hasta que se encontró en el descampado. La previsión de la Policía era que a lo largo de la jornada de ayer ya pudiera formalizar la denuncia y prestar declaración a los agentes.

Uno de los frentes de la investigación es que ese estado de desorientación y amnesia parcial de la víctima viniera motivada por el uso, por parte del agresor, de escopolamina (conocida como burundanga) o algún tipo de droga similar, que anula la voluntad del afectado. La burundanga, que ya ha sido bautizada como "la droga de los violadores" , está detrás de un alto porcentaje de las agresiones sexuales que se producen en España cada año. Se trata de una sustancia que deja poco rastro y que es muy difícil de detectar en los informes toxicológicos, tanto de orina como de sangre, cuando pasan más de doce horas.

La burundanga es el extracto de una planta ornamental, el estramonio, con flores en forma de campana y que se puede encontrar en los parques. Su principio activo es la escopolamina y es altamente tóxica, por lo que debe ser usada en pequeñas dosis. Quienes ahora la utilizan para cometer delitos lo hacen en proporciones minúsculas, vertiéndolas en bebidas e incluso soplándola, de tal manera que sea inspirada por la víctima sin que sea consciente de ello. Pero causa efecto en muy pocos minutos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Canal esquí

Esquí

Toda la información sobre la nieve

Consulta la información más completa de las estaciones de esquí, el tiempo y el estado de la nieve