23 de septiembre de 2019
23.09.2019

Un conductor ebrio invade la zona peatonal de Laviana y siembra el pánico entre los vecinos

La Guardia Civil detuvo al hombre y lo acusa de un delito contra la seguridad del tráfico por dar positivo en alcoholemia l No hubo heridos

23.09.2019 | 02:56
El vehículo en el que iba el conductor ebrio, ya parado, en la plaza del Ayuntamiento de Laviana, que es peatonal.

La Guardia Civil detuvo el sábado por la noche a un conductor que, en estado de embriaguez, invadió la zona peatonal en la plaza del Ayuntamiento sembrando el pánico entre aquellos que se encontraban en las concurridas terrazas de la zona. La Benemérita lo acusa de un delito contra la seguridad del tráfico por dar positivo en el control de alcoholemia.

Los hechos tuvieron lugar alrededor de las diez y diez de la noche. El conductor, que circulaba por la calle Arturo León y tenía que girar a la izquierda por la calle Víctor Fernández Mayo para continuar su camino, siguió recto, accediendo "a buena velocidad" a la plaza del Ayuntamiento -zona peatonal- por un lugar donde tenía prohibido el paso. En ese momento había en la plaza numerosos niños jugando mientras sus padres estaban en las terrazas. Afortunadamente, los niños lograron apartarse a tiempo, y el conductor acabó frenando a "a dos metros" de las terrazas. No hubo heridos, pero los presentes se llevaron un gran susto. Testigos presenciales aseguraban ayer que "se escucharon chillidos de los niños, podía haberse llevado a más de uno por delante con el coche".

En el momento del incidente, en las terrazas se encontraban varios policías fuera de servicio que actuaron para retener al conductor hasta la llegada de la Guardia Civil, que se lo llevó. El hombre, que presentaba síntomas de embriaguez, no ofreció ninguna resistencia. "Me equivoqué, me equivoqué", le dijo el hombre, de unos 50 años, a los agentes que le retuvieron, según escucharon los testigos.

Hasta la zona se desplazó una patrulla de Seguridad Ciudadana de la Guardia Civil y otra de Tráfico. Los agentes detuvieron al conductor al que, tras hacerle la prueba de alcoholemia, dio positivo. Después le tomaron declaración y lo dejaron libre. Mañana se celebrará un juicio rápido en el que el hombre se enfrentará a un delito contra la seguridad del tráfico al tener cuando se produjeron los hechos un nivel de alcohol en la sangre superior a lo permitido.

Este no fue el único suceso relacionado con el alcohol del fin de semana. Otro conductor, también en estado de embriaguez, se precipitó cinco metros con su coche y cayó al río Nalón, a la altura del polígono de La Central de El Entrego, en la madrugada del viernes al sábado. El vehículo iba con cinco ocupantes y solo uno, el conductor, resultó herido, aunque leve.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Canal esquí

Esquí

Toda la información sobre la nieve

Consulta la información más completa de las estaciones de esquí, el tiempo y el estado de la nieve