17 de noviembre de 2019
17.11.2019

La memoria viva de Tres Amigos

Más de 150 extrabajadores de distintas generaciones del pozo minero de Turón participaron ayer en su décimo encuentro anual

17.11.2019 | 00:49
Trabajadores de Tres Amigos, durante la reunión.

"Qué bien te veo, Pepe. Tras casi como cuando trabayabes". Ese fue solo uno de los saludos, abrazos, o chascarrillos que ayer se pudieron oír entre los más de 150 mineros del pozo Tres Amigos, que se reunieron para celebrar su reunión anual, que llega a su décima edición. Un encuentro que cada año junta a varias generaciones de mineros que pasaron por este emblemático pozo cerrado en el año 2002.

Tuvo el acto una pregonera de excepción: la periodista y escritora Aitana Castaño. Por segundo año consecutivo, una mujer dedicaba unas palabras a los exmineros de Tres Amigos. Y como no podía ser de otra manera, Castaño se acordó de su predecesora, Ana Cano, que fue la enfermera del pozo durante varios años, y que fallecía el pasado abril tras pelear con la fuerza de un minero contra una grave enfermedad: "Sus manos, que tantas cicatrices os curaron, ya no están aquí, pero sigue presente, porque ella se lo ganó a pulso, su memoria, la de esa muyer flaca y de sonrisa, 'ente esnalíu y blincu de gatu' que tan bien definió el escritor Xuan Bello el día que Ana se fue".

La periodista langreana realizó un homenaje a la mujer minera en su pregón. "En la mina ha habido mujeres siempre, aunque muchas veces, y durante muchos años, de manera extraoficial, o silenciosa, o ignorada. Pero las ha habido y puede que hasta algunas de ellas sean vuestras madres o abuelas", aseguró Castaño. "Estaban las rudas carboneras (...), las carboneras que escogían en carbón en el reter, (...) las aguadoras, las cargadoras, las enfermeras, las limpiadoras, las cocineras, las secretarias, las telefonistas, las empleadas de los economatos y de las oficinas", indicó la pregonera, para a continuación, denunciar la situación que vivían: "Y en todos estos trabajos, con la mitad de privilegios que sus compañeros hombres, la mitad de sueldo y casi ningún derecho".

La periodista agregó que "las mujeres mineras de nuestras vidas nos enseñaron pues el tesón y la fuerza, pero también el sacrificio y la economía de guerra, en tiempos complicados. Ellas nos enseñaron a reconocer en un plato de harina de maíz con agua un manjar de los mejores. Y también nos enseñaron que las luchas no se perdieran a la primera de cambio".

Con un "puxa Tres Amigos" y un "puxa los sos mineros" terminaba la intervención de Aitana Castaño, autora del libro "Los niños del humo", dejando paso así a la comida y a los homenajes entre los asistentes.

Anécdotas del interior, del exterior, repaso al último año de la vida de cada uno, recuerdos de los ahora llamados "afterwork", que antes se llamaba ir a tomar un culete de sidra después de horas picando carbón, fueron algunas de las conversaciones entre los mineros de Tres Amigos en un encuentro que ya espera al 2020 para volver a reunir a todos aquellos que dejaron buena parte de su vida en las galerías del pozo mierense.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Canal esquí

Esquí

Toda la información sobre la nieve

Consulta la información más completa de las estaciones de esquí, el tiempo y el estado de la nieve