11 de septiembre de 2020
11.09.2020
La Nueva España

Tres hombres afrontan 18 años de cárcel por darle una paliza a otro en Langreo

Dos de los acusados, hermanos, serán juzgados en dos sesiones, ya que se les imputa obstrucción a la justicia por amenazar a su compinche

11.09.2020 | 01:01
Tres hombres afrontan 18 años de cárcel por darle una paliza a otro en Langreo

La Fiscalía del Principado de Asturias solicita la condena de tres acusados, dos de ellos hermanos, por dar una paliza a un hombre a puñetazos y con un martillo, en Langreo y pide penas, en conjunto, de 18 años de cárcel. Tras una primera vista oral, se juzgará de nuevo a los dos hermanos, esta vez por amenazar a su antiguo compañero cuando estaban los tres detenidos en la Policía, para que no contara nada de lo ocurrido en la agresión. Las vistas están señaladas para hoy, en el Juzgado de lo Penal número 1 de Langreo, la primera de ellas a las 9:30 horas y la segunda una hora más tarde.

En el primero de los juicios se tratarán los hechos ocurridos el 29 de marzo del año pasado. El fiscal sostiene en su escrito que sobre las 15:23 horas, en la gasolinera Valcárcel de Langreo, los dos hermanos y el tercer acusado se bajaron de un coche y se dirigieron a la víctima. Uno de ellos llevaba un martillo de bola. Entonces, los tres comenzaron a golpear al hombre: uno de los hermanos con el martillo y los otros dos a puñetazos. La víctima intentó escapar, pero se lo impidieron y continuaron con la paliza. Como consecuencia de estos hechos, el hombre agredido sufrió traumatismo craneoencefálico sin pérdida de conocimiento, con herida inciso contusa en región parieto-occipital izquierda. Tardó en curar 10 días.

La Fiscalía considera que los hechos narrados son constitutivos de un delito de lesiones del artículo 148.1 en relación con el artículo 147.1 del Código Penal. Y solicita que se condene a cada uno de los acusados a 3 años y 3 meses de prisión, inhabilitación para el ejercicio de sufragio pasivo durante el tiempo de la condena y pago de las costas procesales.

Además, se solicita que se imponga a los acusados la prohibición de acercarse a la persona y domicilio de la víctima a menos de 200 metros, así como la prohibición de comunicarse con él por cualquier medio durante 5 años.

En concepto de responsabilidad civil, el Ministerio Fiscal solicita que los acusados indemnicen a al hombre con 300 euros, más los intereses legales correspondientes.

A continuación, se celebrará otro juicio, esta vez solo contra los dos hermanos. El Ministerio Fiscal explica que el 29 de marzo de 2019, tras ser detenidos por los hechos anteriores, y estando en los calabozos de las dependencias del Cuerpo Nacional de Policía de Langreo, cada uno de ellos en una celda, los dos hermanos, con ánimo de amedrentar a su compinche en relación a sus declaraciones sobre lo que había sucedido y motivado su arresto, le dijeron que era un chivato y que, como dijera algo de lo que había ocurrido, le iban a pinchar al día siguiente en cuanto salieran de allí, así como que iban a matar a su madre, a su tío y a él.

Agrega el escrito del Fiscal, que con la misma intención, el día 4 de abril de 2019, sobre las 13:20 horas, uno de los hermanos circulaba en un coche, y al pasar por la parada de autobús en la plaza La Salve de Sama, vio a su antiguo compinche, se bajó del coche y le dijo que subiera para hablar. Al negarse este último, pidiéndole que lo dejara en paz o llamaría a la Policía, el acusado se bajó del coche, empujando a su socio y agrediéndole, al tiempo que le decía que iba a matar a su madre si declaraba en su contra.

La Fiscalía considera que los hechos son constitutivos de dos delitos de obstrucción a la Justicia del artículo 464.1 del Código Penal. Uno de los hermanos respondería de los dos delitos y el otro solamente de uno. Por cada uno de los delitos, se pide 3 años de prisión, inhabilitación para el ejercicio del derecho de sufragio pasivo durante el tiempo de la condena y 15 meses de multa, con una cuota diaria de 6 euros, con responsabilidad personal subsidiaria en caso de impago.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook