Suscríbete BLACK WEEK

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los viajeros piden subir la frecuencia del autobús urbano: "Estamos abandonados"

Podemos afirma que es "intolerable" mantener un recorte que masifica el transporte público y aumenta el "peligro" de contagio de los usuarios

Un autobús urbano a su paso por Sama.

Un autobús urbano a su paso por Sama.

Los usuarios de la línea de transporte urbano de autobús Riaño-Pola de Laviana demandan al Consorcio de Transportes de Asturias (CTA) el aumento de frecuencias de paso, ya que se sienten "abandonados". Los viajeros reclaman que se recuperen los horarios anteriores a la pandemia (cada quince minutos de lunes a

Actualmente, como consecuencia de los recortes derivados de la crisis sanitaria del coronavirus, los autobuses pasan cada media hora de lunes a viernes y cada hora los fines de semana. El CTA ya ha anunciado que, a partir de 28 de septiembre, lo harán cada veinte minutos, pero solo por las mañanas. La plantilla de Autobuses de Langreo -la empresa que explota la línea junto a Alcotán- ya ha manifestado que considera el aumento "insuficiente" y pide que la frecuencia sea cada veinte minutos también por las tarde y los fines de semana.

Los viajeros van más allá y demandan que "se vuelva a la normalidad". Así lo explica Nieves Alonso, una vecina de Langreo que ya ha recabado casi 300 firmas de apoyo en una campaña impulsada a través de internet. "Lo que está pasando es de risa. Los viajeros nos sentimos abandonados. He mandado cartas al CTA y al Principado, pero no he recibido respuesta", apuntó esta usuaria, que añade: "Con estas frecuencias, mucha gente que utiliza el autobús para ir a trabajar solo tiene dos opciones. Llegar tarde o pegarse el madrugón para después hacer tiempo por la calle hasta que le toque entrar en su puesto".

Alonso reclamó "ayuda" a los ayuntamientos para que el Consorcio "recapacite". "Al haber menos servicios, los autobuses van más llenos, cuando se supone que debería ser al revés con todo lo que está pasando con el coronavirus, para mantener la distancia. Y la masificación será mayor cuando empiecen las clases en Secundaria".

Los responsables de Podemos se unieron ayer a las demanda y exigieron que "se aumente de inmediato la frecuencia del transporte público en el valle del Nalón". Los encargados de plantear la petición fueron el diputado regional Rafael Palacios y Rosa Prieto, edil de Unidas por Llangréu y coportavoz de Podemos en el concejo. Para la formación, "la declaración de la alerta naranja ante la proliferación de contagios por covid-19 en Laviana, San Martín del Rey Aurelio y Langreo debe conducir a una reflexión sobre los errores cometidos y a la adopción de soluciones de urgencia".

En este contexto, según Podemos, "la reducción de frecuencias que llevó a cabo el CTA resulta intolerable y no cabe duda de que contribuyó a generar un escenario en el que las personas usuarias se encontraban en mayor peligro de contagio. Hay que tener en cuenta que el inicio del curso escolar y la vuelta al trabajo ha provocado mayor demanda del transporte público, en tanto que no todas las familias pueden disponer de coches particulares".

La formación también resaltó que "muchas personas mayores no tienen más alternativa que el transporte público". "Es intolerable que precisamente cuando más necesita la sociedad que las diversas administraciones pongan a su disposición los medios adecuados para protegerse, se reduzca la frecuencia del transporte público sin ofrecer ninguna alternativa a las personas usuarias", aseguró Rafael Palacios que exigió que se "aumente la frecuencia del transporte público" en el Valle. El diputado indicó que "la tasa de transmisión del coronavirus en la última semana en el valle del Nalón supera la media estatal. Cuando las cosas se hacen mal, hay que reconocerlo y el Gobierno autonómico debe intervenir de inmediato. Cada día que pasa hay gente que se pone en peligro."

Por su parte Rosa Prieto argumentó que "hay personas que han estado esperando más de una hora por su autobús para encontrárselo lleno, sin posibilidad de guardar la distancia social. La gente en las cuencas está concienciada de que debe hacer un esfuerzo para evitar los contagios, pero las administraciones también tienen que poner de su parte".

Los dos representantes de Podemos criticaron que "se haya hecho caso omiso a las quejas de las personas afectadas en los concejos de la cuenca del Nalón, que llevan muchos días reclamando una solución".

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats