29 de septiembre de 2020
29.09.2020
La Nueva España

Todos los niños de Santullano tendrán bus y comedor de manera permanente

Educación accede a las demandas del barrio tras una protesta en Oviedo y justificar el Ayuntamiento que está fuera del casco urbano

29.09.2020 | 00:58
Escolares y padres, ayer, antes de coger el autobús que los desplazó a Oviedo.

La Consejería de Educación ha reconocido el derecho del alumnado de Santullano matriculado en el colegio Llerón-Clarín al transporte y comedor escolar gratuito. Además, la Administración regional garantiza la parada en el barrio no solo para este curso, sino de manera permanente.

El acuerdo se alcanzó ayer por la mañana con la presencia de la concejal de Educación, Belén Alonso, y del alcalde, Aníbal Vázquez. Ambos se desplazaron a Oviedo en compañía de las familias afectadas. Como estaba anunciado, hubo una protesta frente a la Consejería. Al final, tras varios días de movilizaciones que arrancaron el jueves, las familias pudieron respirar aliviadas. "Ha imperado el sentido común y, por nuestra parte, hemos puesto sobre la mesa el informe que ya enviamos a la Consejería el pasado mes de noviembre", explicó Belén Alonso.

Inicialmente la Consejería de Educación planteo como solución al problema una resolución salomónica. El Principado pondría el transporte y el Ayuntamiento el comedor. Fue entonces cuando los responsables municipales esgrimieron el argumento clave. En contra de lo que esgrimió el Consorcio del Transportes de Asturias para acometer el recorte, la concejal Belén Alonso puso sobre la mesa un informe para demostrar lo obvio, que entre Nuevo Santullano y el casco urbano hay más de dos kilómetros de distancia. Además, la edil advirtió que estos documentos ya fueron remitidos a la Consejería de Educación en noviembre del año pasado. En cuanto quedó confirmada la existencia de la citada documentación, la Consejería accedió a la demanda local.

El gobierno local llevaba desde febrero advirtiendo al Principado de un problema que terminó estallando la pasada semana con el inicio del curso escolar. Sólo los escolares de Nuevo Santullano que arrastran derechos del colegio cerrado en 2012 podían inicialmente disfrutar del transporte y comedor gratuito en Mieres. Esta cobertura, debido a posteriores resoluciones, se quebró para los matriculados a partir del curso 2017-2018. De esta forma, hay incluso casos de hermanos que uno tienen acceso gratuito a los servicios y el otro no.

Finalmente, todos los niños tendrán transporte y comedor. Lo tendrán, además, de manera permanente, como un derecho consolidado. Para lograrlo, las familias han tenido que mantener un tenso pulso que culminó con la protesta que ayer organizaron frente a la Consejería de Educación. Los niños elaboraron una carta con el propósito de intentar compartir su situación: "Queremos que sea todo como hasta ahora, que sepáis que vivimos lejos del cole y que nuestros papis no tienen dinero para pagar lo que pedís. ¡Jo! Es que los mayores lo complicáis todo y nunca pensáis en como nos podemos sentir", escribieron los pequeños. "A los que mandáis en los coles, los buses y los comedores, solo os pedimos que lo entendáis, que somos unos críos con unos papis que tienen que pedir becas para comprarnos libros y material escolar", termina el emotivo texto.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído