Los trabajos para extender la red de geotermia por Langreo obligan estos días a regular el tráfico en entre Sama y La Felguera, a la altura del puente que une ambos distritos. Los trabajos están provocando que haya que cortar un carril y dar paso alternativo a los vehículos que vienen en ambos sentidos.

Las obras de la red de geotermia que utilizará el agua del pozo Fondón para climatizar varios edificios en Langreo Centro se iniciaron hace tres meses. Los trabajos que impulsa Hunosa ya obligaron cortar el paso subterráneo ubicado en las cercanías del pozo Fondón. La empresa adjudicataria, Elecnor, también ha desarrollado trabajos en las cercanías del Langrehotel y el centro de salud de La Felguera, dos de los edificios a los que llegará la red de geotermia.

Las obras de instalación de la red de geotermia del pozo Fondón tienen un plazo de ejecución de diez meses. El proyecto incluye la rehabilitación de las construcciones en las que se ubicarán los equipos necesarios para el funcionamiento del sistema geotérmico. También prevé el derribo de dos construcciones en estado de ruina situadas a ambos lados de los edificios que se van a acondicionar

Hunosa destinará 2,4 millones de euros al proyecto. La empresa pública cuenta para ejecutar los trabajos con una subvención de 1.136.215 euros de la Consejería de Empleo, Industria y Turismo, una ayuda cofinanciada por la UE a través del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (Feder). La red de geotermia llegará al edificio de las 45 viviendas de promoción pública de Langreo Centro, al centro deportivo Juan Carlos Beiro, al centro de salud de La Felguera y al edificio que alberga el Langrehotel y la residencia de personas mayores Nuestra Señora del Fresno.