Agentes de la Policía Nacional de la Comisaría de Mieres detuvieron a la misma persona, J. M. G., tres veces en un mes  como presunto autor de cuatro robos con fuerza en vehículos.

 Tal y como explicaron desde la Policía, "en un primer momento, el detenido intentaba encontrar algún coche abierto y así poder coger lo que hubiera sin dejar señales de forzamiento, si no era el caso, rompía la ventanilla o forzaba las cerraduras para poder acceder al interior y apoderarse de los objetos de valor, no sin antes causar daños rompiendo el espejo retrovisor interior y los limpiaparabrisas".

En las tres detenciones practicadas a J.M.G en el último mes, respecto a los hechos descritos, la autoridad judicial ha decretado su puesta en libertad con cargos, hasta la celebración de los correspondientes juicios, donde tendrá que responder por las acciones cometidas. Las investigaciones continúan abiertas ya que hay varios vehículos con daños y forzamientos similares.