Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Coronavirus en Asturias

La emotiva carta de una enfermera del Valle del Nalón: "Al personal sanitario ya no nos queda fuerzas"

María Pilar González afirma que la esperanza de los sanitarios está en la vacuna, pero pide "prudencia en Semana Santa"

La emotiva carta de María Pilar González, enfermera del Valle del Nalón

María Pilar González, enfermera en la planta 1B del hospital Valle del Nalón (Riaño, Langreo), ha escrito una emotiva carta para “concienciar” a los vecinos sobre la necesidad de cumplir con las normas sanitarias esta Semana Santa. 

Lo ha hecho “desde la sinceridad” y en una noche de desvelo: “Escribir cada palabra, de todo lo que siento y pienso, es como una vía de escape”.

Afirma que los sanitarios, “todos y todas”, han hecho un esfuerzo durante esta pandemia: “Médicos , enfermeras, auxiliares, celadores, personal de limpieza, sin ninguna excepción, hemos tenido que adaptarnos a esta pandemia terrible y desoladora. Hemos aprendido sobre la marcha, no había tiempo para charlas ni cursos de formación. Nos organizamos y conseguimos salir adelante”.

Hemos vivido momentos muy muy duros bajo capas de protección: mascarilla, pantalla, traje, guantes… Jornadas de trabajo agotadoras, a nivel físico, pero sobre todo emocional”, ha continuado. 

“A pesar todo, nadie ha pensado en abandonar. Nos hemos crecido ante la adversidad, tanto a nivel personal como profesional”. 

Y ha añadido: “Nuestra esperanza, se centra ahora en la vacunación. Pero de momento, se acerca Semana Santa. Quiero pedir y rogar, prudencia y cumplimiento de las medidas. Por no querer perder una semana santa, podemos perder la vida entera.”

“Llevamos demasiados muertos, demasiadas familias rotas. Al personal sanitario, sinceramente, ya no nos quedan fuerzas”, ha destacado. Para concluir: “Aún nos queda un camino largo para volver a esa normalidad que tanto añoramos, pero juntos y concienciados podemos conseguirlo”

Compartir el artículo

stats