Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La obra de mejora del saneamiento en Lena costará 3,4 millones y durará dos años

Los trabajos, que incluyen la construcción de una depuradora y la reparación de varios aliviaderos, beneficiarán a más de 400 usuarios de la red

Acuíferos que vierten al río Huerna. | LNE

Acuíferos que vierten al río Huerna. | LNE

La Consejería de Administración Autonómica, Medio Ambiente y Cambio Climático invertirá 3.385.000 euros en el proyecto de saneamiento de las localidades de Sotiello, Alcedo, Palacio y Felgueres, en el concejo de Lena. El gasto, aprobado la pasada semana por el Consejo de Gobierno se distribuye en tres anualidades: 400.000 euros este año; 2,4 millones en el próximo ejercicio; y 585.000 euros en 2023.

La actuación consistirá en la construcción de una estación depuradora de aguas residuales (EDAR) en Sotiello. También se llevará a cabo el saneamiento de Alcedo, Palacio, Felgueres y Peridiello, con la finalidad de recoger los vertidos dispersos y conducirlos por gravedad al colector interceptor del río Lena, perteneciente al sistema de saneamiento de la EDAR de Baiña. Asimismo, se realizarán mejoras en varios aliviaderos-bombeos, situados entre Campomanes y Pola de Lena, para mejorar la seguridad de los equipos hidráulicos y el control de caudales y alivios.

En Sotiello se ejecutará una red formada por un colector general y diversos colectores secundarios que irán recogiendo los vertidos de las viviendas cercanas a sus trazas. El colector general cruzará en varios lugares del río Huerna y el Teso mediante la construcción de sendas pasarelas peatonales de madera. La longitud de la tubería será de casi un kilómetro y contará con 43 pozos de registro. Además, se construirán 13 colectores secundarios, con una longitud total de 1,7 kilómetros y 96 pozos de registro. La actuación incluye 107 acometidas domiciliarias.

La EDAR prevista verterá al cauce del río Huerna y ocupará una superficie de 80 metros cuadrados. Contará con un camino de acceso, pavimentado de hormigón, de 178 metros de longitud y 2,50 metros de ancho.

Por lo que se refiere a Vega del Rey, se subsanarán los daños causados por los temporales en varias conducciones de la localidad. Las actuaciones beneficiarán a la población actual, que suma 172 habitantes, y tendrán capacidad para dar servicio a una población estacional de 252 residentes. El proyecto dispondrá de un plazo de ejecución de 24 meses y será cofinanciado por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (Feder).

Más proyectos

Esta actuación no es la única relacionada con la red de aguas que está sobre la mesa para el concejo de Lena. Y también para el de Mieres. A finales del pasado año, ambos consistorios pidieron al Gobierno regional un estudio que permita analizar la viabilidad del aprovechamiento de los acuíferos generados por la obra de la variante de Pajares. En esa línea, los dos municipios entienden que el agua que se filtra por los túneles que servirán de paso para el tren de alta velocidad bajo la Cordillera podría ser apto abastecer a las poblaciones próximas.

Fue el alcalde mierense, Aníbal Vázquez, el que puso sobre la mesa esta posibilidad. Su planteamiento pasa por construir una planta de tratamiento, con un circuito subterráneo, que permita la conexión con las redes de abastecimiento de Mieres y Lena. “Se trata de una gran cantidad de agua que diariamente se pierde y acaba en el río, cuando podría tener un beneficio para el territorio”, indicaron responsables municipales de Mieres y Lena.

Compartir el artículo

stats