Aún en pandemia, aún con restricciones, y aún con un programa que deja claro que “Tovía nun ye San Xuan”, las patronales de Mieres volvieron a estar ayer más cerca de lo que eran antes del coronavirus. En el plano musical, hasta cinco bandas tocaron ayer en Mieres, aunque los conciertos más emblemáticos fueron los que ofrecieron Alfredo González y “Obús”. Por la mañana, la música comenzó a sonar en la plaza de La Pasera, con “Viuda” y “Matöse”, Por la tarde, a las ocho, fueron “Crema Witch” los que se subieron al escenario de La Pasera.

Alfredo González, con músicos colaboradores, antes de su concierto. | A. V.

Alfredo González, con músicos colaboradores, antes de su concierto. | A. V.

Pero si ayer alguien fue feliz en Mieres, ese fue Alfredo González. El cantante turonés celebró entre amigos su vigésimo aniversario sobre los escenarios. Lo hizo en la Casa de Cultura, lo hizo en un formato acústico que erizó la piel de quienes lo vieron, tanto presencialmente como online. “El Flaco” se rodeó de grandes artistas con los que compartió tablas, pero con los que además comparte una gran amistad. Y eso, en un concierto y en la vida, se nota.

Y cerró la jornada, en el Mieres Centru Cultural, la mítica banda “Obús”. Con su líder Fortu a la cabeza, el grupo no se dejó ni una gota de energía para agradar a sus seguidores.