Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La pista de la Carisa, llena de hundimientos y baches: “Es peligroso”, dicen los vecinos

El Ayuntamiento exige al Principado y a Hunosa un arreglo que tape los agujeros de mina: “Puede ocurrir una desgracia”, alerta la Alcaldesa

Un vecino pasea por la pista de acceso a la Vía Carisa desde Carabanzo (Lena), con un hundimiento en primer término. | C. M. B.

Un vecino pasea por la pista de acceso a la Vía Carisa desde Carabanzo (Lena), con un hundimiento en primer término. | C. M. B.

Ni escalada, ni barranquismo. El verdadero “deporte de riesgo” en la Carisa es el acceso. Vecinos, turistas y el Ayuntamiento de Lena –en el municipio está el paso para vehículos más transitado hasta el emblemático enclave romano– exigen el arreglo “inmediato” de la pista forestal. La Administración local pide a Hunosa, además, que “tape los agujeros de mina” que hay en el recorrido. “Puede ocurrir una desgracia”, afirmó la alcaldesa, Gema Álvarez.

La pista forestal a la Carisa, desde Lena, empieza en el pueblo de Carabanzo. El primer tramo es ya complicado: mucha pendiente, calzada estrecha y solo apta para vehículos todoterreno. “A veces cuesta subir hasta a los 4x4”, afirman los vecinos de la zona. Hay baches y grietas, gravilla suelta en el firme: “Necesita un asfaltado y una mejora integral. No podemos dar esta imagen a los turistas y los ganaderos prácticamente se juegan la vida cada vez que van a trabajar”, añaden, indignados.

Un “cabreo” que ha llegado al Ayuntamiento. La Alcaldesa señaló ayer que “no podemos aprovechar al máximo este recurso, porque el acceso es peligroso para todos. Para coches, para senderistas y también para las bicis”. El cicloturismo ha aumentado exponencialmente desde la crisis del covid-19: “Nos tememos que un día tengamos que lamentar daños personales”.

Una zona señalizada de la Vía Carisa, en Lena. | C. M. B. C. M. BASTEIRO

Por si el “pésimo estado” de este acceso fuera poco, el Ayuntamiento de Lena lleva meses reclamando a Hunosa “atención urgente” en la zona. “Hay pozos de antiguas minas que están abiertos. Es un peligro constante no solo para los animales, sino también para las personas”, destacó Álvarez. Se han enviado varios escritos ya a la dirección general de Minas y a la empresa estatal. Hasta ahora, sin respuesta: “Llega el verano y nuestra preocupación va en aumento”, reiteró la dirigente local.

La Vía Carisa es uno de los principales atractivos turísticos del concejo. Se trata de una antigua calzada romana –en algunos tramos se conserva la construcción original–que, cada estío, recorren cientos de senderistas y cicloturistas. En la cima están los restos de tres yacimientos romanos: Curriel.los, L.lagüezos y Carraceo. Llevan cinco años sin campañas arqueológicas, extremo que también preocupa al Ayuntamiento de Lena.

“Sabemos que es necesario y bueno para el concejo que esas investigaciones continúen”, destacó Álvarez. Pero, sin lugar a dudas, “lo primero es garantizar un buen acceso para salvaguardar a los visitantes, vecinos y ganaderos”. El arreglo está valorado en algo más de 150.000 euros. Llegó a haber un preacuerdo, hace unos años, pero nunca se llegó a ejecutar el proyecto. El deterioro va a más.

Compartir el artículo

stats