Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Murias florece en verano

Fuentes, lavaderos y calles del pueblo allerano se engalanan con trescientas plantas para atraer a los visitantes

La concejala de Turismo y la presidenta de “La Colegiata de Murias”, con vecinos, en Murias.

La concejala de Turismo y la presidenta de “La Colegiata de Murias”, con vecinos, en Murias.

Más de trescientas plantas engalanan desde ayer los rincones de la localidad allerana de Murias. Se trata de una iniciativa de la asociación cultural “La Colegiata de Murias”, que tiene el objetivo de contribuir al embellecimiento del concejo como destino turístico y que cuenta con la colaboración del Ayuntamiento. La decoración floral fue inaugurada en un acto en el que estuvieron presentes la concejala de Turismo de Aller, Elena Zapico Pando, y la presidenta de “La Colegiata de Murias”, Mar González Fernández, así como un buen número de vecinos, quienes respaldaron esta iniciativa.

Detalles de las decoraciones florales colocadas en lavaderos, fuentes y calles de la localidad.

Petunias, geranios y clavelinas fueron las plantas elegidas para decorar los lavaderos, fuentes y calles del pueblo. Además, a la entrada de la localidad se instaló un “photocall” elaborado con plantas y una de las calles se ha decorado con “atrapasueños”. Todo el mundo se ha volcado con la iniciativa, tanto niños como mayores, quienes pretenden que los visitantes que se acerquen este verano a Murias “lo vean con sus mejores galas”, aseguraban ayer.

Un rincón del pueblo adornado con plantas.

Situado en el valle del Río Negro, a 585 metros de altitud, el pueblo de Murias cuenta en la actualidad con 76 habitantes. Se trata de una población muy pintoresca, en la que las casas están colgadas en la ladera de la montaña, formando un anfiteatro. Además, esta localidad se ha convertido en los últimos años en uno de los lugares más visitados del concejo allerano, ya que desde aquí parte la ruta de senderismo que llega a la Cascada de Xurbeo, uno de los recursos con más demanda dentro de la oferta turística que tiene este concejo. El turismo pretende ser uno de los pilares económicos del concejo. Hace unos días se conoció que el proyecto “Plan de sostenibilidad turística de los valles de Aller. Nuevas miradas al paisaje”, de más de dos millones de euros, contaría con financiación regional. Se trata de una serie de actuaciones con el objetivo de dar un lavado de cara a todo el concejo. Se busca actuar en todas las zonas, potenciando elementos más alejados de la zona central, como el valle del Ruayer o el entorno de Les Foces del Pino.

Así, se pretende recuperar el camino real entre la localidad de Moreda y la de Cuevas. Esa ruta, que vertebra completamente el valle, incluiría una red de miradores fluviales. Otra de las iniciativas es un plan de iluminación sostenible en la cascada de Xurbeo.

Compartir el artículo

stats