Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Fallece a los 89 años, José Martínez Prieto, “Pepín”, expresidente del PP en Mieres

Natural de Figaredo, fue uno de los fundadores de Alianza Popular en 1978, siendo la política una de sus grandes pasiones junto al fútbol

José Martínez Prieto, en el año 2010, junto a Ovidio Sánchez y Beatriz Llaneza.

José Martínez Prieto, en el año 2010, junto a Ovidio Sánchez y Beatriz Llaneza.

José Martínez Prieto, “Pepín”, quien fuera presidente del PP en Mieres durante 29 años, falleció el pasado lunes a los 89 años. Natural de la localidad mierense de Figaredo, fue uno de los fundadores de la antigua Alianza Popular en el año 1978, siendo la política una de sus grandes pasiones desde siempre, junto al fútbol.

En el plano político, además de dirigir durante 29 años la agrupación local, también fue concejal en el Ayuntamiento mierense y logró un hecho inédito siendo presidente del partido, que el PP se colocase como segunda fuerza política en Mieres con siete ediles, uno menos que los socialistas. Entre las personas que apoyó como candidatos se encuentra Beatriz Llaneza, candidata por el PP en las elecciones de 1999 y 2003. “Siempre me decía que primero estaba Mieres y después el PP, a pesar de que una persona muy leal al partido”, explicaba ayer Llaneza, destacando que “nunca te ponía impedimentos, siempre estaba abierto al diálogo y, además, le gustaba que hubiese gente joven en el partido”. Además, “era muy trabajador, estaba en la sede todos los días y era muy próximo a las personas”. También, siguió Llaneza, “luchó mucho por el PP en los peores momentos, además de ser una persona conciliadora, de los políticos de antes que trabajaban por Mieres, no se pensaba mucho más allá”. Y en el plano personal, “era una persona muy cariñosa y un forofo del fútbol”. Concretamente de tres equipos, el Caudal Deportivo –del que fue directivo en los años 50 y 60–, el Real Oviedo y el Real Madrid, “sus tres equipos del alma”, aseguraba ayer su yerno, Pepe Romero, quien también daba cuenta de que “era un fiel lector de LA NUEVA ESPAÑA. Cuando estaba fuera de Asturias había que conseguirle el periódico a cualquier precio”. También era “un muy buen amigo, independientemente de las ideas políticas”. Un ejemplo de ello era la amistad que tenía con el que fuera párroco de Mieres, Nicanor López: “Discutían mucho por la política, pero al final siempre acababan quedando los domingos por la tarde para ver los partidos”.

Pepín también destacó en el plano empresarial, sobre todo ligado a la minería. Llegó a montar su propia empresa de carbón, distribuyendo el mineral por toda España, y después se convirtió en jefe de ventas de una empresa minera leonesa. También fue vicepresidente de la Federación Asturiana de Empresarios (FADE) y fue consejero en Hunosa. En el plano familiar, se casó en 1957 con Josefa Cienfuegos, con la que tuvo cuatro hijos. Tras enviudar, volvió a casarse con María Teresa Alonso Piloñeta. Tras un íntimo velatorio, ayer fue enterrado en el cementerio de Mieres.

Compartir el artículo

stats