Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El gobierno local y el campus de Mieres rechazan la nueva titulación que pide el PP

La directora de la Escuela Politécnica cree que el grado de Edificación se solaparía con Ingeniería Civil: “Debemos mejorar lo que ya tenemos”

La sede de la Escuela Politécnica de Mieres. | Juan Plaza

La propuesta del PP de Mieres de implantar en Barredo el grado en Ingeniería de la Edificación (antiguo aparejadores) no cuenta, de momento, con el respaldo suficiente. Su planteamiento, que fue llevado al pleno celebrado ayer en Mieres, fue descartado por el gobierno local. Pero es que desde el campus mierense consideran que esta titulación entraría en “competencia directa” con el grado de Ingeniería Civil, tal y como explicó la directora de la Escuela Politécnica de Mieres, Asun Cámara.

Los populares consideran que su planteamiento es “coherente, contrastado con expertos y acorde con el desarrollo del campus”, como explicaba el portavoz del PP de Mieres, Fernando Hernández. Y argumentaba que la Ley Orgánica de la Edificación “solamente recoge cuatro titulaciones orientadas a la construcción de edificios, pabellones deportivos y estos recursos. Para temas residenciales deben ser arquitectos y aparejadores y para el resto ingenieros civiles y de caminos”. Sin embargo, Asun Cámara considera que el perfil de los estudiantes que optan por Edificación “tiene mucha similitud con el de Ingeniería Civil, con lo que sería una titulación en competencia directa”.

La directora de la Politécnica afirma que los estudios de ingeniería, en general, “están teniendo problemas con la matrícula, no son carreras atractivas y añadir una más en el ámbito técnico no tiene sentido”. Para Cámara, “tenemos que preocuparnos por lo que ya tenemos, mejorarlo y ver cómo captar más alumnos, porque hay un mercado laboral real para los títulos que tenemos y lo que hay que ver es cómo atraer alumnos de, por ejemplo, un perfil más científico, que vean atractiva la ingeniería como una opción de futuro. Y también hacernos atractivos en otras provincias que no tienen los estudios que ofrecemos; si seguimos diversificando, al final vamos a desaparecer”.

Desde el gobierno local de Mieres mostraron ayer total sintonía con la postura de la directora de la Politécnica y consideraron que estas iniciativas “no se pueden tomar de manera precipitada, sino que requieren de una planificación seria, y no de iniciativas tomadas a la ligera y sin consenso”.

Además, a la hora de decidirse por la implantación de nuevos estudios, también hay que considerar aspectos cómo su dispersión dentro del país. Comparando Ingeniería Civil con Edificación, el primero de ellos se imparte 17 universidades de toda España, mientras que el segundo se puede estudiar en 25 centros del país, distribuidos en trece comunidades autónomas.

Denominación

En cuanto a su denominación, tiene hasta cinco formas distintas. Está el grado en Arquitectura Técnica, el grado en Arquitectura Técnica y Edificación, el grado en Ciencia y Tecnología de la Edificación, el grado en Ingeniería de la Edificación y el grado en Edificación. Las universidades más cercanas que ofertan estas titulaciones son la Universidad de La Coruña, Salamanca, Burgos y la Escuela de Ingeniería de Guipúzcoa.

En espera de conocer si el debate por esta nueva titulación llegará a más, para lo que sí hay muchas expectativas puestas en Mieres es para el futuro del grado de Deporte. El rector de la Universidad de Oviedo, Ignacio Villaverde, explicó hace unos días en Mieres que la decisión sobre estos estudios se conocerá “en breve”. Fue en la presentación de la estrategia en materia docente dentro del consejo rectoral. La propuesta planteará si se implantará finalmente el grado y, en caso positivo, cuál será su ubicación. Mieres no es la única localidad que aspira a acoger estos estudios por los que pujan Gijón y Oviedo. Hasta Avilés, que no cuenta con campus universitario, se postuló.

Compartir el artículo

stats