Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Vecinos de Langreo se encierran en el centro de salud hasta ser recibidos por el gerente

Los usuarios reclaman la reapertura de las urgencias en los ambulatorios de Sama y Riaño

Los manifestantes, ayer por la mañana, en la sede de gerencia del área sanitaria VIII en La Felguera. | D. O.

Una docena de vecinos de Langreo permanecieron ayer dos horas y media “encerrados” en la sede de la gerencia del área sanitaria VIII, en La Felguera, hasta ser recibidos por el gerente, Bernabé Fernández, que se encontraba fuera de Langreo y se reunió con los manifestantes a las dos de la tarde.

Los vecinos, como ya han hecho en ocasiones anteriores desde finales del año pasado, convocaron una concentración ante el centro de salud de La Felguera. Reclaman la reapertura de Urgencias en los centros de salud de Sama y Riaño, más personal y otras mejoras. David García, que ejerció como portavoz explicó que llevan desde diciembre pidiendo una reunión con el gerente y que no han recibido respuesta, por eso ayer tomaron la decisión de entrar el edificio de gerencia y quedarse allí hasta ser recibidos por Bernabé Fernández. En el encuentro, de apenas media hora de duración, David García entregó al responsable del área sanitaria VIII las reivindicaciones vecinales. La conversación acabó citándose para una reunión la próxima semana.

Fernández explicó ayer por la tarde que estudiará las reivindicaciones vecinales pero también apuntó que hay órganos para tratar estas cuestiones, como el Consejo de Salud, de todos modos apuntó que “me parece muy bien que los vecinos defiendan la Sanidad pública”. De todos modos explicó que “estudiaremos lo que reivindican porque somos conscientes de que ha habido cambios marcados desde la consejería de Salud del Principado y hay algunas cuestiones que se podrán mejorar y otras que no”.

Este no es el primer acto de protesta de este grupo de vecinos de Langreo, ya el pasado mes de noviembre cortaron de manera intermitente el tráfico en La Felguera para hacer oír sus reivindicaciones. Consideran que “el covid-19 lo aguanta todo” y que la pandemia “ha servido de disculpa para una reorganización de los servicios que ha supuesto una precarización de la atención”.

Ahora están a la espera de lo que el gerente les transmita la próxima semana.

Compartir el artículo

stats