Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La navegación en Tanes: el Principado hace acopio de materiales pero no fija plazos

Las obras en el embalse casín se iniciarán con el pantalán deportivo para continuar con las dos naves y finalizar con el embarcadero turístico

Una canoa en el embalse de Valdemurio. E. P.

Llegados a mediados de agosto, las obras que permitirán que se pueda navegar en el embalse de Tanes no están en marcha aún. Aunque la previsión de la Consejería de Medio Rural y Cohesión Territorial era que a lo largo de este verano se pudiese acceder al pantano casín con embarcaciones sin motor, hasta ahora solo se han desarrollado unos trabajos previos en la zona.

La instalación de las casetas de obra y labores de desbroce junto con el apilado de troncos fueron las tareas desarrolladas semanas atrás. El último permiso para ejecutar las obras llegó hace cuatro semanas. La Confederación Hidrográfica del Cantábrico autorizó las obras, que ya tenían un visto bueno inicial, tras haber presentado el Principado el proyecto definitivo.

La Consejería de Medio Rural y Cohesión Territorial indicó que el contrato para ejecutar la actuación está tramitado y que "se está haciendo acopio de materiales". No fijó un plazo para iniciar las obras, que abordará Tragsa, pero sí destacó que están "condicionadas por el nivel del agua". El pantalán deportivo, que será utilizado por la Federación Asturiana de Piragüismo, será la primera estructura que se construirá seguida de las dos naves. Una de ellas funcionará como hangar de piraguas y centro de información y de la gestión de las instalaciones y la otra se usará, además de como hangar de piraguas, para el lavado y desinfección de las embarcaciones y equipos acuáticos.

El embalse de Tanes, con la colegiata de Santa María la Real a la izquierda. L. M. D.

Para más adelante quedará la construcción del embarcadero de uso turístico. No estará disponible este verano ya que son necesarios unos trabajos de cimentación que no se pueden realizar con el alto nivel de agua embalsada ahora el pantano, que se sitúa cerca del 89%. Lo más probable, indicó el alcalde de Caso, Miguel Fernández, es que no se aborden "hasta octubre o noviembre".

Por tanto, los deportistas serían los primeros en poder navegar en el embalse de Tanes. La empresa que ejecutará las obras tiene un plazo máximo, que finaliza en abril del próximo año aunque podría extenderse hasta el 31 de diciembre.

El coste de las actuaciones necesarias para navegar en el embalse de Tanes supera los 400.000 euros. La Consejería de Medio Rural y Cohesión Territorial ejecutará las obras pero la gestión de las instalaciones será del Ayuntamiento de Caso. El Principado apostó por el modelo aplicado por el Ayuntamiento de Quirós en el embalse de Valdemurio para hacer navegable el embalse de Redes, con una concesión de uso a "una iniciativa que aporte valor añadido a esta actividad". La pretensión es, reflejó, "generar un polo de economía verde alrededor del proyecto".

En el entorno del pantano se habilitarán dos áreas recreativas. Una de ellas estará ubicada al sur de Tanes, en la zona donde se colocarán los dos embarcaderos y se construirá la nave en la que se gestionarán las instalaciones. En ese espacio de recreo, más próximo al pantalán que utilizarán los turistas, habrá mesas y bancos de picnic y una fuente en una zona donde se generará un área ajardinada. Al este del núcleo casín también se colocarán mesas y bancos de picnic. Los dos espacios estará conectados por un sendero peatonal de 600 metros de longitud.

Compartir el artículo

stats