Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El congreso sobre Historia de la Construcción en el campus de Mieres

El Principado apoya mantener la rampa de Pajares "si hay empresas que la exploten"

El Gobierno regional respalda que la centenaria infraestrutura pase a ser un banco de pruebas ferroviario cuando entre en servicio la Variante

De izquierda a derecha, Santiago Huerta, Ángel Álvarez, Aníbal Vázquez y Sandra Velarde. | Vivas

Con la anunciada puesta en servicio de la Variante de Pajares para el próximo año, las miradas están puestas ahora en ver qué ocurrirá con la actual rampa de Pajares. Hace ya algunos años que surgió una plataforma en defensa de esta infraestructura centenaria que proponía, entre otras alternativas, su conversión en un banco de pruebas para empresas ferroviarias. Una medida que apoya el Principado, siempre que sea impulsada desde el ámbito privado, como destacó ayer el viceconsejero de Infraestructuras. Jorge García, que participó ayer en la inauguración del XII Congreso Nacional y IV Internacional Hispano-Americano de Historia de la Construcción, que acogió el campus de Mieres. La cita se desarrollará hasta el sábado y participarán 170 congresistas llegados de diferentes países como Colombia, México, Alemania, Argentina, Reino Unido, Francia o Puerto Rico, entre otros.

Jorge García señaló que "hay un impulso decidido por poner en servicio la Variante de Pajares". "Si en su día fue un hito la rampa de Pajares, que nos permitió ponernos en contacto con la Meseta y poder impulsar la industria en Asturias, está claro que la Variante es el futuro del transporte, tanto de mercancías como viajeros", indicó. Eso sí, "los costes que va a tener, no solo los de construcción, que llegan a los 4.000 millones, sino los propios de mantenimiento, van a hacer inviable poder tener dos sistemas en un uso ferroviario continuo". Aun así, el viceconsejero confirmó el interés del Principado en darle una segunda vida a la rampa, algo que "ya hemos trasladado al Ministerio".

Una de las posibles salidas para la rampa de Pajares es su utilización como banco de pruebas. "En su día se decía que había empresas interesadas en esta iniciativa. Si eso es así, porque al Principado no ha llegado esa inquietud, sería una manera de poder explotarla una vez que entre en servicio la Variante de Pajares", apuntó. Y en caso contrario, "hay que buscar otros medios alternativos para obtener beneficios de una infraestructura de más de cien años".

En cuanto al Congreso de Historia de la Construcción, el viceconsejero destacó la importancia de organizar este tipo de citas y la posibilidad de conocer diversas infraestructuras y construcciones del Principado contempladas en el programa. El director del congreso, Pedro Plasencia, dio cuenta del trabajo que ha supuesto la organización del certamen "con un año de preparación" y destacó que se realice en Mieres, "que tiene un pasado minero e industrial con un sobresaliente patrimonio industrial". También participó en la apertura del congreso el presidente de la Sociedad Española de Historia de la Construcción, entidad organizadora del certamen, Santiago Huerta, quien recalcó la importancia de estudiar historia de la construcción como asignatura troncal en ingeniería, "para mantener el patrimonio. No se respeta lo que no se conoce, luchamos para que esta disciplina se consolide".

El director de la Politécnica de Mieres, Ángel Álvarez, también defendió la impartición de asignaturas de historia de la construcción, mientras que el alcalde de Mieres, Aníbal Vázquez, destacó el pasado industrial de la villa y la "histórica deuda que existe con los territorios mineros". La vicerrectora de Sostenibilidad, Movilidad y Medio Ambiente, Sandra Velarde, cerró el acto remarcando el reto de la "especialización inteligente" de los campus universitarios.

El Congreso de Historia de la Construcción que se organiza hasta el sábado en el campus de Mieres contó ayer con la presencia del catedrático de Urbanística y Ordenación del Territorio en la Escuela de Ingenieros de Caminos de La Coruña, Carlos Nárdiz, quien ofreció una conferencia titulada "Cuatro ingenieros de caminos del siglo XX en España". Así, Nárdiz habló de Torroja, Ramón Iriarte, Luciano Yordi y José Antonio Fernández Ordóñez. Ninguno de estos cuatro destacados ingenieros era asturiano, aunque el catedrático sí sumó dos nombres más de la región: Ildefonso Sánchez del Río e Ignacio García Arango. Del primero, aseguró que "es coetáneo con Torroja y proyecta una obra muy interesante, es fundamentalmente un ingeniero estructural con obras con el Paraguas y el Palacio de Deportes de Oviedo". En cuanto a Ignacio García Arango, el catedrático quiso destacarlo "porque ha sido el que ha dirigido las carreteras en los últimos años, entre sus obras está la Autovía del Cantábrico".

En cuanto a los ingenieros de la conferencia, Nárdiz comenzó hablando de Torroja, "de fama internacional y con una obra muy representativa e innovadora, fundamentalmente en los años 30". Sobra Ramón Iriarte, ingeniero portuario, el catedrático destacó que "investigó mucho los temas de puertos y transportes de arena en el litoral, creando playas artificiales. De hecho, la primera playa artificial de España lleva su firma".

El tercero de los ingenieros destacados es Luciano Yordi, ingeniero hidráulico "que proyectó varias presas importantísimas en la segunda mitad de los años 50 y principios de los 60". Por último, aludió a José Antonio Fernández Ordóñez, "que mezcla la parte del proyecto con la parte empresarial y la defensa del patrimonio cultural de las obras públicas; tiene una amplia dimensión en ese sentido y es con el que, en parte, me reconozco yo también".

En los próximos días, el Congreso de Historia de la Construcción también contará con la presencia de otros ilustres ponentes. Hoy le tocará el turno a Jorge Bernabéu, que hablará sobre la construcción de puentes arco. Por su parte, Javier Girón ofrecerá el viernes la conferencia titulada "La lógica de la construcción en la historia de la arquitectura de Auguste Choisy". Ese mismo día también se presentarán los libros "La estela de Félix Candela", de Juan Ignacio del Cueto, y "Puentes antiguos de interés histórico de Asturias", del Colegio de Ingenieros de Caminos Canales y Puertos. A todo esto se sumarán diversas visitas por el patrimonio asturiano.

Compartir el artículo

stats