Moreda de Arriba, bajo la organización de la Asociación de Vecinos, organizó este fin de semana su tradicional fiesta en honor a San Antón. La asistencia había decaído notoriamente en los últimos años, pero en esta edición la fiesta logró congregar a numeroso público. El párroco del bajo Aller, Miguel Ángel Bueno, ofició la misa por el patrón. Luego hubo procesión y, a su término, se celebró la puya’l ramu (en la imagen). La sesión vermú y las comidas familiares cerraron, hasta el próximo año, la fiesta.