Productos de cuento de hadas en el Certamen de la Huerta de Langreo

La cita, en el parque Dorado de Sama, reúne el fin de semana a una veintena de artesanos y agricultores de todo el valle del Nalón

Luisma Díaz

Calabazas con las que podría hacerse el carruaje de "La Cenicienta"; setas grandes como balones de baloncesto; berzas que casi podrían formar parte de la vegetación de una selva y hortalizas y legumbres de todos los tamaños y colores. Entrar este fin de semana en la carpa del Certamen de la Huerta de Langreo en el parque Dorado, que cumple su cuarta edición, es como hacer un viaje al mundo de los cuentos de hadas. Colores, olores, sabores, sensaciones por doquier. "Es muy guapo que se quieran mantener algunas tradiciones, que se muestren y podamos ser partícipes de ellas", apuntaba Belén Suárez, una de las visitantes más madrugadoras.

La jornada en el Certamen de la Huerta, en el que participan una veintena de artesanos y productores de frutas y hortalizas de todo el valle del Nalón, comenzó pasadas las once de la mañana, con la apertura de los puestos. Poco después al música de la gaita y el tambor acompañaban a expositores y asistentes. Ya sobre las 13 horas se produjo la inauguración oficial del Certamen, en la que intervino el concejal de Servicios Operativos, Obras, Limpieza, Protección Animal, Medio Rural y Patrimonio Natural, Pablo Álvarez. La muestra, afirmó, "es una apuesta por el sector y por el producto de calidad. Aspiramos a que este certamen sirva para dar visibilidad al mundo rural y al sector" agrícola de la cuenca del Nalón, a cuyos productores agradeció su participación.

Una de las novedades de este año es la exposición de setas, con ejemplares recogidos por integrantes de la Asociación Micológica "Geotropa". Un colectivo cuyos integrantes ofrecieron, sobre las 18.30 horas, una charla, en la que se ofreció una pequeña introducción a este mundo, al conocimiento de las especies de hongos que "se encuentran en los bosques de Asturias". En la muestra, además de ejemplares enormes de "Langermannia gigantea" (una especie de champiñón colosal), había una veintena de especies más, muchas de ellas muy aprovechables en la cocina, como los "boletus" y los níscalos.

La jornada del domingo, a diferencia de la del sábado, estará totalmente enfocada a la venta de alimentos. Los productores empezarán con el mercado desde las 11 horas. A las 13 horas llegará el esperado pesaje de calabazas, que determinará el ejemplar de más peso presentado al concurso. A continuación será la entrega de premios, en la que se reconocerá al mejor productor (decisión del jurado) como también la mejor presentación (votación popular). Sobre las 14.15 horas se pondrá punto y final al certamen.

Suscríbete para seguir leyendo