DTO ANUAL 27,99€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

A mi aire

Pensionistas mosqueados

La escasa subida de las pensiones y el miedo por su futuro

Y también profundamente cabreados por la constante tomadura de pelo que todos los gobiernos, sin distinción, hacen con algo que debería ser sagrado, como es tener garantizada una pensión digna en función de toda una vida de trabajo, cumpliendo los parámetros que en cada momento estaban en vigor.

Por el contrario llevan años metiendo el miedo en el cuerpo a diez millones de pensionistas con mensajes que asustan, tales como que la hucha de las pensiones está agotada, la muerte del Pacto de Toledo, o la constante solicitud de créditos para hacer frente a pagos.

Ahora mismo anuncian la subida de un 0,9%, ¡joder que alegría por la esplendidez!, pues no cabe duda de que la economía en general va a tener un repunte de la leche, algo así como cuando en el Oeste descubrían un filón de oro inagotable. Se podría argüir que menos da una piedra, más en comparación con el 0,25 de otros tiempos, pero al final sigue siendo simple limosna y mucho más para los millones -básicamente para las de viudedad- con percepciones que no les cubren lo mínimo.

Sumen el agravio comparativo de que la subida es lineal, con lo cual se multiplicaban las diferencias, cuando la lógica indica que este último grupo de riesgo debería tener una discriminación positiva.

Curiosamente con la actual inflación de Vicepresidencias y Ministerios cual chiringuitos al uso, todos coinciden en dar prioridad a "lo social", una frase manoseada que a la hora de la verdad se queda en humo, buena muestra resulta el tema de las pensiones.

Pero como lo primero es lo primero y quien parte y bien reparte siempre se queda con la mayor parte, pues andan todos enfrascados en repartir la jugosa tarta entre amiguetes y correligionarios, pagando favores por haberles aupado al jugoso sillón. Algunos hasta lloraron por alcanzar el soñado chollu.

A los que no les llega ni para comer, que se busquen la vida en Caritas o Cruz Roja, que ya están acostumbrados. Tarda todo en reventar...

Compartir el artículo

stats