01 de abril de 2008
01.04.2008
 

Renault asume culpas

Pat Symonds, director de ingeniería del equipo: «Esperábamos darle a Fernando Alonso un coche capaz de ganar, pero no lo hemos conseguido»

01.04.2008 | 02:00
Fernando Alonso rueda con el R28 durante el Gran Premio de Australia.

Sakhir / Oviedo

Europa Press / Á. F.


¿Otro año perdido en Renault? No se atreven a afirmarlo de forma tan cruda en la escudería del rombo, pero sí ofrecen discursos descarnados en canales habitualmente banales y vacíos. «Esperábamos darle a Fernando Alonso un coche capaz de ganar, pero no lo hemos conseguido». Lo dice el director de ingeniería del equipo, Pat Symonds, en el comunicado que emite la escudería a modo de previa antes de cada Gran Premio. El domingo toca viajar hasta el desierto para correr en Bahrein. Y Fernando Alonso volverá a luchar allí por dos metas: entrar el sábado en la última tanda de los entrenamientos (Q3) y llegar el domingo a uno de los puestos que reparten puntos. Duro para un bicampeón que lleva tres temporadas consecutivas luchando por el título hasta el final.


Pat Symonds lamentó no poder dar a Fernando Alonso un coche capaz de ganar y confesó que «el R28 sigue pagando el tiempo que pasaron evaluando los problemas aerodinámicos del monoplaza del año pasado». El director de ingeniería reconoció que nadie en el seno de la escudería gala quiere revivir una temporada como la pasada. «Todos queremos recuperar cuanto antes nuestro mejor nivel, y no nos contentaremos con otra cosa», apuntó.


El ingeniero afirmó que lo más importante para el rendimiento del monoplaza es el conjunto aerodinámico, y aseguró que la situación es muy diferente a la del año pasado.


«Nuestro rendimiento aerodinámico aún no está donde queremos, y creo que, en parte, se debe a que aún estamos pagando el tiempo que perdimos buscando el origen de nuestros problemas de la pasada temporada», apuntó el británico, asegurando que intentan «desesperadamente» dar con el problema.


Las dos primeras carreras dejan a Renault en medio de un pelotón que circula muy por detrás de los superiores Ferrari y McLaren, entre quienes Symonds ve un claro equilibrio de fuerzas. «Probablemente vayamos a ver algo parecido a lo que sucedió el año pasado, cuando el rendimiento de los equipos variaba de un circuito a otro en función de las características y de la adaptación del coche a cada trazado», indicó.

Al tiempo, Symonds considera que la marca del rombo tiene mucho trabajo por delante. «Por detrás de estos cuatro coches, hay un gran número de equipos, todos ellos muy igualados, aunque creo que BMW, Toyota y quizás, incluso, Williams están ahora mismo por delante de nosotros», recalcó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Fórmula 1

Fórmula 1

Fórmula 1 2018

Vive la emoción del Mundial de Fórmula 1 y sigue a Fernando Alonso en McLaren

 

Buscador de deportes