30 de noviembre de 2008
30.11.2008
el club rojiblanco, ante su visita a montjuic

De campeones juveniles a futbolistas de Primera

Míchel, De Lucas, Omar y Luis Morán ganaron al Espanyol en la final nacional juvenil de 2004

30.11.2008 | 01:00
La plantilla del Sporting juvenil de 2004, con la Copa de campeones de España.

Gijón, Víctor RIVERA

El 9 de mayo de 2004 la Escuela de Fútbol de Mareo escribió el capítulo más importante de su historia. El campo Pedro Escartín de Guadalajara fue escenario del primer gran título rojiblanco en categorías de base. El Sporting, que entonces dirigía el actual entrenador del Celta B, Alejandro Menéndez, dio la campanada y se proclamó campeón de España juvenil al derrotar en la tanda de penaltis al gran favorito: el Espanyol de Barcelona.


«Éramos los tapados, llegamos allí como el equipo con menos opciones», recuerda Luis Morán. Lo cierto es que el Sporting logró ganar su grupo de División de Honor con ciertos apuros y luego quedó encuadrado en un grupo complicado, en el que se enfrentaron, entre otros, a Sevilla y Athletic.


«El Espanyol era el gran favorito del torneo y en el grupo de Cataluña habían superado al Barça y en la fase final habían arrasado», destaca Míchel. El lenense fue distinguido como el mejor jugador de la final, algo que considera como «una anécdota porque fue un premio para el trabajo de todo el equipo y a la aportación del entrenador».


El partido acabó con empate a cero y el Sporting ganó a los penaltis con una actuación estelar del portero Manu, que detuvo tres. Uno de los lanzadores rojiblancos fue Omar, quien recuerda aquella jornada como «un día feliz porque muy pocas veces te puedes proclamar campeón de España». El avilesino tiene un amplio palmarés. Con el Oviedo fue elegido mejor jugador alevín de España en el torneo de Brunete y con la selección asturiana juvenil se proclamó subcampeón de España. Omar destaca que «ellos tenían a ocho internacionales y nosotros sólo a Saúl y a Manu».


Otra de las estrellas de aquel equipo, en el que también estaban Joni López y Marcos Landeira, era Pablo de Lucas. «Fuimos de novatos y nadie apostaba por nosotros», explica para señalar que «es uno de los mejores recuerdos que tengo en el Sporting». La dimensión de aquel partido fue enorme: «Es un torneo del que está pendiente todo el mundo, seleccionadores, secretarios técnicos de media Europa...».


Muchos de aquellos futbolistas se verán las caras esta tarde en el Olímpico de Montjuich convertidos ya en jugadores profesionales. Por el Sporting jugaron la final: Manu; Iván Guardado, Noel Alonso, José Ángel II, David Díaz, Míchel (Dani Peláez, minuto 83), Javi González (José Ángel I, minuto 58), Saúl, Íker (Luis Morán, minuto 63), Pablo de Lucas y Omar. En el Espanyol jugador, entre otros, Sergio Sánchez, Chica, Robusté, Torrejón o Ángel.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Fórmula 1

Fórmula 1

Fórmula 1 2018

Vive la emoción del Mundial de Fórmula 1 y sigue a Fernando Alonso en McLaren

 

Buscador de deportes