05 de octubre de 2011
05.10.2011

El respiro asturiano de Mata

El futbolista descansó un par de días antes de incorporarse a la Roja

05.10.2011 | 02:00
Mata, ayer, en la plaza de Castilla de Oviedo.

Oviedo, Mario D. BRAÑA

Para Mata jugar en la Premier League tiene muchos alicientes y algún inconveniente, como la costumbre de intensificar la competición en el período navideño. Por eso, el mediapunta del Chelsea disfrutó a tope de un par de días en Asturias, los últimos en bastante tiempo. Antes de incorporarse hoy a la concentración de la selección española, en Madrid, aprovechó el buen tiempo para pasar el día en Gijón, visitar a la familia en Oviedo y echar un partido de pádel con los amigos. Con el cartel de titular en uno de los grandes clubes de Europa, Mata espera engordar su estadística en la absoluta, con la que ha jugado trece partidos.


Después de un mes en Londres, Mata está cada vez más convencido de su acierto al fichar por el Chelsea. Deportivamente, no le puede ir mejor, ya que es titular habitual en un equipo que está al acecho de los dos de Manchester, que encabezan la clasificación. En el vestuario ha sido bien recibido, incluso por los jugadores más carismáticos: «Terry, Lampard, Cole, Cech y Drogba se portan muy bien conmigo, me han facilitado la integración».


Pese a todo, en estas primeras semanas en Londres, Mata ha estado más cerca de los otros dos españoles del equipo, Fernando Torres y Oriol Romeu. De momento comparte hotel con el centrocampista catalán, aunque la próxima semana espera instalarse en un piso del barrio de Chelsea. Sólo extraña el horario de las comidas, ya que el plan de trabajo es parecido al del Valencia: «La diferencia es que aquí vivía a cinco minutos de la ciudad deportiva de Paterna y en llegar a Cobham desde Londres tardo tres cuartos de hora».


Mientras que los aficionados del Valencia podían seguir los entrenamientos de sus ídolos, el Chelsea trabaja a puerta cerrada. Así que los jugadores trabajan con total tranquilidad. Así es una jornada cualquier de Mata en Cobham: «Llego a las 9.30, desayuno y hasta las 10.30 trabajo en la piscina o con los fisios, y luego a entrenar. Hay días en que es obligatorio quedarse a comer y otros no, pero yo me he quedado siempre. Se come muy bien, compartimos la comida con muchos empleados del club. Por la tarde, tranquilidad, me he dedicado a buscar casa».


Mata todavía no conoce el Londres brumoso y frío, incluso le ha tocado pasar algunos días inusualmente calurosos. Espera ir conociendo poco a poco la ciudad, de la que le hablan maravillas, para lo que cuenta con Fernando Torres, del que dice que «más que un compañero es un amigo». De momento, Mata se ha movido por los barrios de Chelsea y Belgravia, «que son zonas preciosas».


Con el idioma tiene menos problemas de los que esperaba: «Lo más complicado es cuando los ingleses hablan entre ellos, pero cuando hablan conmigo lo entiendo todo. Pensé que iba a entender menos». Para las charlas técnicas cuenta con la ventaja de contar con un entrenador que domina varios idiomas: «Villas Boas lo explica todo en inglés, pero si no entiendo algo, me lo explica en español porque habla cinco idiomas».


En el Chelsea, Mata espera engordar su palmarés, ya que es un aspirante a ganar todas las competiciones. También es una temporada importante para él con la selección española. Si todo sale como espera, el asturiano disputará la Eurocopa de Ucrania y Polonia con la absoluta, así como los Juegos Olímpicos de Londres. Tras sus éxitos en las categorías inferiores y el título Mundial de Sudáfrica, Mata puede sumar dos de los títulos más prestigiosos.


Del Bosque ya ha demostrado sobradamente su confianza en el ovetense, con el inconveniente de ocupar una posición muy bien cubierta, con futbolistas de la calidad de Iniesta, Silva, Cesc, Cazorla y Jesús Navas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Disfruta del paraíso sportinguista

En el Área Movistar LaLiga la afición rojiblanca puede elaborar sus propios cromos o probar sus conocimientos del club.