16 de febrero de 2012
16.02.2012

Fondo Norte: Un entrenador que inicia un nuevo tiempo

La cuestión clave será descubrir qué hará Javier Clemente para sacar del pozo al Sporting

16.02.2012 | 01:00
Fondo Norte: Un entrenador que inicia un nuevo tiempo

Por fortuna ya se ha resuelto la gran incógnita de estos días: qué alto ejecutivo del Sporting acompañó a Javier Clemente a su hotel en la noche del martes. He aquí la gran cuestión, seguida de si saludó a Pepito o a Juanito. La cuestión fundamental, los pasos que va a dar para sacar al Sporting del pozo no ha merecido el mínimo interés. Ya lo sabe el nuevo director de comunicación, quien, por cierto, ha dotado de una notable agilidad al departamento: lo importante son las cuestiones menores, ni siquiera la salsa rosa del fútbol, que diría Javier Irureta, otro entrenador ilustre. La comunicación rojiblanca ha sido bien reforzada. A ver si con el equipo pasa lo mismo, que es lo fundamental.

Porque los más finos analistas del lugar, albricias, van de sorpresa en sorpresa. Con el interregno de Iñaki Tejada, cuya presencia ayer en el campo de entrenamiento demuestra su categoría como hombre de club, descubrieron que las sesiones preparatorias están reservadas al trabajo, el ensayo y la dedicación. Con el actual entrenador confirman que un nuevo tiempo ha comenzado, que las correcciones son obligadas, las paradas para mejorar movimientos o conceptos son obligadas y otros aspectos que parecen novedad en Mareo, cuando son el abecé en cualquier equipo profesional. Los malvados ya apuntan que los jugadores están desacostumbrados al trabajo diario. Pues que se acostumbren, que falta hará el trabajo para sumar puntos de tres en tres, como reclama con buen ojo el entrenador que los manda.

Los curiosos por el quehacer diario sportinguista no dieron abasto en la madrugada del miércoles. Por cuatro emisoras, en orden de audiencia, pasó el entrenador rojiblanco, que se echó la muleta a la izquierda y fue pasando los toros, los novillos y hasta los erales, que de todo hay en la viña nocturna del espectáculo radiofónico. O tempora, o mores! las cosas que hay que oír -que no escuchar- en algunos diales.

Van y vienen los adornos, las anécdotas y la hojarasca, pero la cuestión fundamental es la salida del Sporting del pozo en el que lo ha dejado la leyenda de la ciudad sin nombre, el candidato a la adopción ciudadana como fruto del despiste sideral de algunos desavisados. La cuestión es ésa, damas y caballeros, señoras y señores diputados. Lo demás, hojarasca carnavalera.

Por cierto, si pregunto, ¿molesto?: ¿qué jugador rozó la expulsión del entrenamiento de ayer por su actitud de desidia y desgana? Lo que le faltaba para el duro. Mientras todo esto, más o menos, sucedía en el microcosmos de Mareo, los atleticomadrileños visitaban al Papa en Roma. El presidente del club demostró desconocer el nombre del Sumo Pontífice, pero salió de la audiencia feliz porque considera que el equipo ha sido bendecido. Lo mismo dirá por estos pagos el capellán rojiblanco, fernando Fueyo, a quien Clemente ha pedido que rece mucho. El domingo terminará bendecido el que gane. El Sporting lo necesita más que el rival, aspirante a la Liga de Campeones. El Sporting necesita una victoria a la mayor brevedad posible. El domingo, sin ir más lejos, que la Liga avanza.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Fórmula 1

Fórmula 1

Fórmula 1 2018

Vive la emoción del Mundial de Fórmula 1 y sigue a Fernando Alonso en McLaren

 

Buscador de deportes