11 de octubre de 2017
11.10.2017
El fútbol de las Cuencas

"Los años en Segunda fueron muy buenos por la unión del vestuario"

Los exjugadores Rionda, Germán y Lombas destacan la figura del presidente Antuña durante la etapa del Caudal en la categoría de plata

11.10.2017 | 01:59
De izquierda a derecha, Luis Pardo, Germán, Lombas y Ángel Rionda, antes de comenzar la charla.

La época de plata del Caudal fue el tema de la primera charla-coloquio que la entidad ha organizado con motivo del centenario del cuadro mierense. El salón de actos de la Casa de la Cultura Teodoro Cuesta fue el escenario de una charla en la que participaron tres de los jugadores de la etapa más dulce del club caudalista como son Lombas, Germán y Rionda. El equipo blanquinegro militó en Segunda División entre 1951 y 1958. Tras el éxito de la campaña 1950-51 que de la mano de Óscar como técnico el Caudal se estrenó en Segunda donde estuvo siete temporadas rozando el ascenso en la campaña 1955-56. Estos tres exjugadores militaron en el cuadro blanquinegro los dos últimos cursos llegando los tres en la temporada 56-57. El escurridizo extremo Lombas arribó a Mieres de donde ya no se ha ido del Hulleras leonés. Un joven carrilero diestro como Rionda lo hizo procedente del Sporting de donde también lo hizo un lateral zurdo que en esa época ya llevaba dentro un entrenador como era un Germán quien estuvo en el cuadro rojiblanco ocho campañas.

El hilo conducto corrió a cargo del presidente de la comisión del centenario mierense, Luis Pardo, y los tres recordaron la época dorada caudalista. Lombas reconocía que "fueron años muy buenos porque había una gran unión en el vestuario que era gracias a la gran labor de Germán". "Llegué de regional y logré jugar en Segunda. Aquí me trataron de maravilla", añadió.

Ángel Rionda destacó "el papel del presidente, un Ramón Antuña que siempre nos trató muy bien e hizo que la afluencia al campo del Batán fuera mucha". Ahí, Germán resaltó que "es que venían los aficionados hasta a vernos entrenar". Precisamente Germán recordada un partido "ante el Círculo Popular de La Felguera en el que lancé un penalti a las manos del portero porque era lo más justo. No había sido falta". Tres hombres que trajeron al medio centenar de asistentes a la charla los recuerdos de la época del plata de un club que será centenario en 2018.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Cuando sentimos juntos, sentimos más grande

¿Un grupo de WhatsApp entre aficionados de equipos rivales? El experimento sonoro “42 pasiones” hizo latir sus corazones al unísono siguiendo el ritmo de la banda sonora de LaLiga