04 de diciembre de 2018
04.12.2018

Adiós con honores a Núñez

Exdirigentes del Oviedo y el Sporting destacan el apoyo del presidente del Barça entre 1978 y 2000, fallecido ayer

04.12.2018 | 01:31
Núñez y Quini se abrazan tras el fin del secuestro del delantero.

El empresario Josep Lluís Núñez, de 87 años y que fue presidente del Barcelona entre 1978 y 2000, falleció ayer en Barcelona tras una larga enfermedad, según fuentes próximas a la familia. Apartado de la vida social en los últimos años, Núñez accedió al cargo el 6 de mayo de 1978 y permaneció hasta el 2000. Bajo su presidencia, el Barcelona consiguió su primera Copa de Europa, el 20 de mayo de 1992 en el estadio londinense de Wembley. Ex dirigentes del fútbol asturiano, como Eugenio Prieto y Manuel Vega-Arango, destacan la colaboración de Núñez con el Oviedo y el Sporting.

"Siempre trató de ayudarnos", explica Prieto sobre su relación con Núñez: "En esa época nos cedió a muchos jugadores, como Cristóbal, López López, Carreras, Toni Velamazán, Santamaría o Maqueda. A otros los fichamos y nos daba facilidades para pagar". Con el Sporting se dio la situación contraria, ya que en el inicio de su mandato Núñez se interesó por varios de sus jugadores y logró el fichaje de Quini en 1980. Vega-Arango desvela que un año antes recibió una oferta astronómica.

"En el verano de 1979, después de quedar subcampeones de Liga, Núñez me llamó para reunirnos en Madrid. Me acompañó Félix Margolles y con él estaba Joan Gaspart. Nos ofreció mil millones de pesetas por Cundi, Mesa, Joaquín y Quini. Lógicamente, lo rechazamos porque traspasarlos suponía desarmar el equipo. También les interesaba Ferrero, pero tenían el problema de las plazas de extranjeros".

En distintas épocas, dos sportinguistas sí acabaron jugando en el Barça de Núñez. Quique Morán, apesadumbrado por la noticia de su muerte, destaca que el dirigente "se portó muy bien conmigo. En mi tercer año, pese a que no jugaba con Menotti, me quiso renovar, pero cuando le pedí la baja no puso ningún problema". Bastante tiempo después, en 1993, Iván Iglesias llegó a un Barça que ya tenía otra cabeza visible: "Con Núñez tuve poco trato porque Cruyff no quería a los directivos en el vestuario. Sólo pasaba al final de los partidos para saludarnos".

Tanto Prieto como Vega-Arango destacan la corrección de Núñez en el palco. "Era muy afable y guardaba las formas", señala Prieto, que añade: "De todos los presidentes que conocí era el que más sabía de fútbol. Revolucionó al Barcelona. Fichó a los mejores jugadores del mundo y saneó económicamente el club". También habló de su generosidad para lograr una Liga más competitiva: "Apoyó a los equipos pequeños con el reparto de los derechos de televisión".

También Vega-Arango resalta el apoyo de Núñez en su etapa de presidente de la Liga de Fútbol Profesional: "Tanto él como Joan Gaspart se portaron muy bien conmigo y con el Sporting". Y es rotundo al valorar la gestión de Núñez: "Fue un poco el Bernabéu del Barça".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Fórmula 1

Fórmula 1

Fórmula 1 2018

Vive la emoción del Mundial de Fórmula 1 y sigue a Fernando Alonso en McLaren

 

Buscador de deportes