06 de diciembre de 2018
06.12.2018

Brazaletes para controlar a los hinchas en la Libertadores

Madrid se prepara para la final entre Boca y River - Expertos en barras bravas llegarán de Argentina

06.12.2018 | 01:19
centenares de aficionados reciben al boca juniors en madrid.

Brazaletes de control para los hinchas. Un dispositivos con miles de Policías, entre ellos varios destinados en Asturias. Un grupo de especialistas en barras bravas. Entradas nominales. El paseo de la Castellana cortado... Madrid se prepara para acoger el River-Boca, el segundo partido de la final de la Copa Libertadores que decidirá el campeón de fútbol del continente americano. La enorme rivalidad entre los dos equipos más representativos de Argentina mantiene en vilo a la capital española, que prevé un dispositivo de seguridad sin precedentes para evitar cualquier incidente en una jornada de altísimo riesgo.

Los responsables de prepararlo han tenido poco menos de quince días y concretarán en las próximas horas todos los detalles, pero las cifras que se han barajado hasta el momento apuntan a aproximadamente 3.000 policías. Entre ellos un grupo de especialistas en barras bravas que llegará directamente de Argentina, donde existe el "Programa Tribuna Segura" que el Ministerio de Seguridad Argentino utiliza en su país en partidos con alto riesgo. "No hay ninguna instrucción fuera de lo normal. Trabajar y hacer las cosas como siempre. Y si hubiese incidentes, emplearse con congruencia, proporcionalidad y oportunidad", explicó ayer a este periódico uno de los agentes destinados en Asturias y que participará en el despliegue policial.

Aficionados de los dos equipos ya se dejan notar por Madrid. Las entradas se reparten así: 25.000 para cada una de las dos aficiones, 23.000 para el público en general (ya vendidas) y 7.000 para socios del Madrid (ya vendidas). De las 50.000 para los hinchas de los dos equipos, solo 10.000 (5.000 para Boca y 5.000 para River) se vendieron a aficionados en Argentina. Las puertas del estadio se abrirán a las 19.00 horas, hora y media antes del inicio del duelo (20.30). Cada aficionado (de River o Boca) tendrán una entrada nominal y deberán portar un brazalete que deberá enseñar en la puerta de entrada.

Boca llegó ayer por la tarde a Madrid; River llegaba esta madrugada. Los hoteles están al 80% de ocupación para una jornada que, según diversos cálculos, puede dejar en Madrid 50 millones de euros.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Fórmula 1

Fórmula 1

Fórmula 1 2018

Vive la emoción del Mundial de Fórmula 1 y sigue a Fernando Alonso en McLaren

 

Buscador de deportes