27 de enero de 2019
27.01.2019
La Nueva España

El Avilés, a por la machada

Los de Castañón se miden al poderoso líder Lealtad, que llega al Suárez Puerta invicto y siendo el equipo que menos goles recibe

26.01.2019 | 23:43
El blanquiazul Paulo trata de hacerse con el balón en el choque ante el Universidad.

Si hay un deporte en el que no siempre se impone la lógica, ese es el fútbol. Y así afronta el Avilés su duro compromiso ante el Lealtad. El equipo de Juanma Castañón saldrá al césped del Suárez Puerta con todos los condicionantes en su contra. Al menos, sobre el papel. Se mide al poderoso líder que, además, llega invicto (el único equipo de los 490 conjuntos que militan en categoría nacional) al estadio avilesino y siendo el conjunto que menos goles recibe de la categoría, con un total de 9 goles.

Unos números que chocan frontalmente con las evoluciones mostradas hasta la fecha por el Avilés que tiene su talón de Aquiles en su faceta ofensiva, siendo el equipo con menos goles a su favor con once. Una asignatura pendiente que tratará de solucionar a pesar de contar con bajas de calado. En ataque no estará Pedro por acumulación de tarjetas, por lo que el peso recaerá en Polo y el Cencillo, que ya estrenó su casillero goleador ante el Universidad (2-2). Tampoco llegan a la cita Borja Piquero y Carlos Núñez por lesión. Así, el posible once avilesino podría ser el formado por: Slavi; Paulo, Santa, Naranjo, Barra; Pereira, David Pérez, Berto Laviana, Marcos; Xavi Cencillo y Polo.

Tras dos largos meses sin ganar, el Avilés tratará de cortar su racha en el más difícil todavía pero que, a su vez, se trata del encuentro en el que los de Castañón tienen menos que perder y sí mucho que ganar. Ser el primer equipo que derrote a los de Villaviciosa, que llegan con las bajas de Caique y Saha, es un extra de motivación para buscar una sonada campanada que le sirva para ahuyentar la zona de descenso.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Disfruta del paraíso sportinguista

En el Área Movistar LaLiga la afición rojiblanca puede elaborar sus propios cromos o probar sus conocimientos del club.