Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El señor de los "hat-trick"

El caudalista Cristian, que anotó tres goles ante el Madalena, acumula cuatro temporadas consecutivas sellando tripletes

Cristian conduce el balón en el duelo ante el Madalena.

Cristian conduce el balón en el duelo ante el Madalena. FERNANDO GEIJO

Conseguir un triplete se está convirtiendo en una tradición temporada tras temporada para Cristian García (Oviedo, 1992). El delantero del Caudal, que consiguió enviar el balón en tres ocasiones al fondo de la red en el duelo ante el Madalena de Morcín, acumula cuatro campañas consecutivas logrando, en al menos un choque, tres goles en un mismo partido. Avilés, Llanes, Tuilla y ahora Caudal han visto al delantero carbayón anotar tres tantos en el mismo choque.

"Influyen varios factores para lograrlo, están los compañeros y la suerte siempre hay que tenerla de lado", explica el atacante caudalista como receta para lograr un "hat-trick". Y es que para Cristian, anotar tres goles en un mismo encuentro "sube la moral a cualquier delantero".

El delantero del Caudal prosigue con su idilio con el gol, pese a que en varias jornadas se quedó sin ver portería. "En algunos momentos de la temporada me noté un poco desesperado porque nuestra labor es marcar goles y uno ve que el equipo genera ocasiones y, o por acierto del portero o por fallo nuestro, no entran; entonces es cuando pesa la responsabilidad", apunta el atacante del cuadro mierense.

Con estos tres goles, Cristian se sitúa al frente de la tabla de máximos goleadores. 14 tantos contemplan al atacante ovetense, que el año pasado ya rozó el galardón de máximo artillero. "Es algo que agrada, intento no mirarlo mucho, pero es inevitable fijarse a medida que termina la competición". La pasada temporada saboreaba el galardón, pero el choque entre el Langreo y el Colunga, que se disputó el 30 de junio, arruinó sus planes. "Fue algo raro, incluso ya habíamos ido a la gala de premios, pero es otra parte más del deporte, nunca sabes lo que puede pasar".

Los mierenses se impusieron al Madalena por 5-0, en un encuentro que para Cristian, "con todos mis respetos al Madalena, fue bastante fácil". Es por ello por lo que el atacante del Caudal se queda con el primero de sus tres goles, que sirvió para que los mierenses se situasen con un 2-0 en los primeros minutos. "Ninguno de los tres serán los goles de mi vida, pero valen igual", se sincera. El delantero ovetense se ha asentado en el Caudal. "Cuando Chuchi me llamó en verano, no me lo pensé; este es uno de los mejores equipos de la categoría y siento que es como una familia". Sin embargo, Cristian siente cierta rabia por la marcha del técnico mierense. "Para mí, su marcha fue dura, congenié muy bien con él desde la pasada temporada en el Tuilla, pero el fútbol es así", admite. También reconoce el delantero contar con "una buena relación con Tomé".

Respecto a la temporada del cuadro mierense, Cristian reconoce que "teníamos plantilla para luchar por el primer puesto, pero el fútbol está siendo caprichoso, hubo partidos que merecimos ganar" y añade que "nos toca pelear por la tercera plaza y esperar por lo bonito, que será el play-off".

Compartir el artículo

stats