07 de septiembre de 2019
07.09.2019

España saca la furia

El equipo de Scariolo, muy concentrado defensivamente, anula a Italia y se probará con Serbia antes de los cuartos de final

07.09.2019 | 00:07
Marc Gasol celebra una acción del partido de ayer junto al italiano Gentile.

Sin alcanzar ni de lejos un nivel de juego excelso, España fue fiel a su historia reciente y a la hora de la verdad sacó a relucir una versión mejorada. Con una rotación reducida, dosis abundantes de concentración defensiva y buena lectura de juego sacó del Mundial a una Italia con calidad, pero blanda y de piernas temblorosas. Lo que cambian los tiempos: el sistema defensivo español sacando de quicio a los talentosos italianos.

La historia empezó con el guión que quería Italia, un encuentro de alta anotación y relajación atrás en el que pudiera mover cómodamente la bola y encontrar tiro fáciles en distancias intermedias. Mientras tanto, una deslavazada España iba de pérdida en pérdida. Con 5-15 en el marcador, Scariolo llamó a capítulo y empezó otro partido. El que quería la selección hispana.

A partir de ese momento, España empezó a marcar más las líneas de pase y a apretar en la recepción, forzando a los italianos a tomar decisiones rápidas y conduciéndoles a excelentes dos contra unos. Gallinari, gracias a su versatilidad, todavía encontró algún recurso para anotar, pero Belinelli vivió un infierno. En ataque, España fue sumando piezas, primero Llull y, sobre todo, un incisivo Juancho Hernangómez, que se atrevió con todo. La igualdad fue tremenda, con ventaja italiana de un punto al descanso y española de dos al final del tercer cuarto.

El choque, muy gris y salvado únicamente por la emoción, se encaminó a un final agónico en el que España sobrevivió cuando más difícil lo tenía. Un triple de Gallinari colocó el 52-56 a cuatro minutos del bocinazo final, y entonces surgió el equipo que vive al límite: Llull sacó petróleo en forma de falta a un segundo del final de la posesión, Gasol se lució en una asistencia a Claver y Ricky metió una bandeja tras rebote y pase de Llull que abrió un boquete en la confianza italiana. Marc, en un posteo al quedarse en superioridad en la zona ante Gallinari, puso la sentencia. Ahora espera la temible Serbia, ante la que España deberá subir bastante el listón.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Un ejemplo de Afouteza e Corazón

LaLiga reconoció a la afición del conjunto celeste con el premio "Jugador 12" en la pasada temporada. Sin ellos hubiera sido imposible "A Nosa Reconquista"