23 de noviembre de 2019
23.11.2019
Tenis. Copa Davis

España jugará la final de la Copa Davis tras derrotar a Gran Bretaña en el dobles

'La Armada' supero a los británicos por 6-7 y 6-7 en el partido decisivo y se las verá con Canadá

23.11.2019 | 22:15
España jugará la final de la Copa Davis tras derrotar a Gran Bretaña en el dobles

Rafael Nadal se convirtió de nuevo en el fortín del equipo español, y combinado con Feliciano López en el doble derrotaron a Jamie Murray y Neal Skupski, por 7-6 (3) y 7-6 (8) para doblegar a Gran Bretaña por 2-1, y el equipo español luchará este domingo contra Canadá para intentar ganar la Copa Davis por sexta vez.

Nadal sigue imbatido en la Caja Mágica. El nuevo formato y los resultados le han obligado a disputar tres veces el doble decisivo y ha salido airoso en todos. En total ha ganado siete partidos, cuatro individuales sin ceder un set, y tres de dobles dejándose una sola manga en la carrera a la final.

Ya lleva el de Manacor 28 victorias consecutivas individuales en esta competición en la que no pierde desde su debut ante el checo Jiri Novak en 2004. En dobles su récord es de 8-4. Su actuación esta noche, primero contra Daniel Evans (6-4 y 6-0) y luego contra Murray y Skupski en dos horas y 16 minutos, le encumbran.

El punto del doble era arriesgado. Murray y Skupski han disputado este año 13 torneos juntos ganando el ATP de Budapest. Su compenetración estaba fuera de toda duda. Mientras, era la segunda vez que Nadal jugaba con 'Feli' en la Davis desde 2005.

En aquella ocasión cayeron en Torre del Greco (Italia) ante los locales Galimberti y Bracciali: 4-6 6-4 6-2 4-6 9-7. España pese a todo, ganó la eliminatoria y no dejó el Grupo Mundial.

Con 1-0 en contra, tras la victoria de Kyle Edmund ante Feliciano López, sorprendentemente llamado por Bruguera para sustituir a Pablo Carreño (contractura en una pierna) cuando ya se había dado el nombre del gijonés, por 6-4 y 7-6 (3) en 83 minutos, Nadal resolvió de nuevo la papeleta.

El de Manacor destrozó el juego de ataque y el físico de Daniel Evans en 84 minutos

Tal y como sucedió el viernes contra Argentina, Nadal saltó a la pista con 1-0 en contra. Lo hizo contra Evans, un tenista de nivel al que un positivo por cocaína en abril de 2017 le mantuvo 12 meses sin jugar, y que ahora ocupa el puesto 42 del mundo.

Evans, con un juego de ataque continuo y un elegante revés a una mano, mantuvo a Nadal a raya. La rotura no llegaba y el de Birmingham, al que Rafael venció este año en el Masters 1.000 de Montreal, en el único enfrentamiento entre ambos (7-6 (6) y 6-4), sabía moverse con agilidad y controlar con su servicio.

Pero el juego de fondo de Nadal y su saque también respondían. Y el número uno del mundo apretó en el momento justo, el décimo juego del primer parcial para romper y ganar la manga por 6-4 en 52 minutos.

Evans, mientras intentaba perturbar la concentración del español con continuas protestas, algo que Bruguera hizo observar al juez de silla para que tomara medidas.

Con Andy Murray animando únicamente en el banquillo del capitán Leon Smith, Evans intentó mantener el mismo ritmo, teniendo la red como referente. En el otro bando, Roberto Bautista, que ya se había incorporado a la selección tras el fallecimiento de su padre, se levantaba dando ánimos a Nadal, junto a los demás componentes de la selección española.

Los puntos largos fueron destrozando anímica y físicamente a Evans, siempre mostrando el puño cerrado tras cada jugada ganada. Un resto cruzado de Nadal desestabilizó al británico que bajó la cabeza cuando se consumó la rotura (2-0) en el segundo parcial. A partir de ahí, Evans se diluyó y quedó exhausto, mientras Rafael le martilleaba con su saque (nueve 'aces') y derecha.

Tres zurdos en el dobles


El peligro llegaba ahora para el equipo español de la mano del veterano de 32 años Jamie Murray, exnúmero uno de esta modalidad en abril de 2016, que con dos títulos del Grand Slam en su palmarés: Abierto de Australia y US Open en 2016, y los mixtos de Wimbledon (2007 y 2017) y US Open (2017-18-19), 23 en el total de su carrera, hacían temblar a cualquiera.

En un duelo entre tres zurdos, Nadal, Feliciano y Jamie, la igualdad se mantuvo hasta el décimo juego donde Nadal salvó dos puntos de rotura, cuando Feliciano le dejó "vendido" al cruzarse en la red. El de Manacor las neutralizó luego con su saque y se llegó al desempate.

En ese juego Feliciano estuvo genial ganando dos de sus tres saques y acertado con su derecha, y Rafael le secundó con su potencia en la red. Los españoles no cedieron la delantera y con tres robos se hicieron con el primer parcial en 64 minutos.

El público, inglés (unos mil aficionados) y español (11.500) disfrutaba en las gradas. Pero la locura colectiva llegaría cuando Nadal abortó un punto de set en el duodécimo juego tras un fallo de 'Feli' al remate.

En el segundo desempate de la noche los españoles levantaron otros tres más. Hubo un momento en el que la juez de silla se negó a acceder a la petición de Ojo de Halcón de los españoles, con enfado máximo de Nadal. Murray se mostró como lo que es, un genio en la red con sus cruces. Pero Nadal hizo puntos inimaginables y al final 'Feli' conservó su saque para rematar una faena inolvidable.

El conjunto español luchará este domingo (16:00 CET) en su décima final de la Davis para conseguir su sexta Ensaladera (2000, 2004, 2008, 2009 y 2011) contra Canadá, que se clasificó para su primera final al vencer a Rusia por 2-1.

Será el tercer enfrentamiento España-Canadá, con 1-1 en los precedentes. España ganó por 4-1 en La Manga Club en Murcia en 1991 en la primera ronda del Grupo Mundial, y Canadá se impuso en Vancouver en 2013 y por 3-2, también en esa misma ronda y grupo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes