Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Balonmano Gijón, imparable, suma su octavo triunfo consecutivo

Las gijonesas, lideradas por Camila Méndez y Saray Trabanco, superaron a un Meaño que nunca dio el partido por perdido

Sara de Castro lanza a portería tras superar el marcaje de Ballada. | Juan Plaza

El Balonmano Gijón suma y sigue. Ayer logró su octava victoria consecutiva a costa esta vez de un Asmubal Meaño que nunca bajó los brazos y obligó a las gijonesas a no relajarse hasta el final para lograr el triunfo.

Las gallegas comenzaron mejor y los primeros minutos fueron suyos, adelantándose en el marcador aprovechando de que la defensa de las gijonesas no estaba al nivel de otros partidos y que además en ataque perdían varios balones. El Balonmano Gijón se puso por primera vez por delante en el minuto 12 de partido y ya desde ese momento nunca perdió la ventaja, aunque el Asmubal Meaño apretó al borde del descanso para reducir la diferencia a un solo gol, 15-14.

Tras la reanudación las visitantes lograron el empate, pero las gijonesas apretaron en defensa y gracias a las acciones de Camila Méndez y Saray Trabanco tomaron la mayor ventaja de todo el partido, 28-20. Fueron sus mejores minutos de juego, que además provocaron numerosos errores en el rival.

Sin embargo, éste no dio el partido por perdido a pesar de la desventaja y comenzó a reducir diferencias aprovechando un par de exclusiones y varios errores en ataque para situarse a tan solo tres goles de diferencia. No obstante, las jugadoras de Ángel Gulín no se pusieron nerviosas y mantuvieron la ventaja para llevarse el partido y los puntos en juego.

El sábado el Balonmano Gijón vuelve a jugar, esta vez en la cancha del Fuentes Carrionas, donde sin duda buscará seguir la racha.

Compartir el artículo

stats