Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Pablo Busto descubre los secretos del Ceares: “Disfrutar y competir”

El técnico del equipo gijonés, líder y a un punto de clasificarse para la fase de ascenso, asegura que “el mérito es de los jugadores”

Pablo Busto, ayer, en La Cruz de Ceares. | Marcos León

Pablo Busto, ayer, en La Cruz de Ceares. | Marcos León

Al Ceares, líder de su grupo en Tercera, le queda un pequeño paso para redondear su fantástica temporada. El equipo de La Cruz está a un punto de lograr matemáticamente la clasificación para disputar la fase de ascenso a falta de tres jornadas para la conclusión de la primera fase, algo impensable al inicio de la Liga. Buena parte del éxito reside en su banquillo, en Pablo Busto, su técnico. A sus 37 años, Pablo Busto afronta su primera temporada como entrenador del Ceares. Lo hace después de dos años con el Racing La Guía y de una larga trayectoria como segundo de Pablo Lago, con el que coincidió en el Astur de Liga Nacional, dos años en el Luarca, Langreo, Caudal y Avilés.

“La verdad es que estar a un punto de lograr la clasificación para la fase de ascenso a falta de tres jornadas, es algo muy valorable para un club como el Ceares. Tiene un mérito increíble”. Pablo Busto reconoce que es algo que no se imaginaba a principios de temporada. “Haces tus cábalas y tienes la ilusión de hacerlo lo mejor posible, pero en ningún momento pensé en estar entre los tres primeros y más en un grupo con equipos de la categoría de Caudal, Llanera y Avilés. La verdad es que estamos disfrutando como enanos”. Ahí está una de las claves del buen rendimiento que está ofreciendo el equipo. “El equipo disfruta entrenando y compitiendo, todo el mérito es de los jugadores. Mi aportación se limita a darles toda la información posible para que su rendimiento sea el máximo posible, pero la capacidad de adaptarse y competir, no me canso de repetirlo, es de los futbolistas”.

25

Las fotos de la jornada en Tercera División Irma Collín / Ángel González / Mara Villamuza

El Ceares sólo perdió uno de los 17 partidos que lleva disputados, pero además es el único de los dos grupos de Tercera que no conoce la derrota como local, algo muy destacable para Pablo Busto. “La Cruz estuvo bien y también muy embarrado. Además, por las suspensiones, jugamos algún partido en la Llorea, que nos exigía cosas diferentes, pero el equipo supo adaptarse a todas las circunstancias, con una seña de identidad y las ideas muy claras”.

A la pregunta de si el equipo tiene techo, Pablo Busto, prefiere pensar en el presente. “El techo es clasificarnos para la fase de ascenso. Casi lo tenemos, pero hay que rematarlo. El fútbol es el día a día, por eso el objetivo es ganar al Lenense, que es el próximo rival, y los dos siguientes para intentar ser campeones, que es la ilusión que tiene todo el mundo”.

Compartir el artículo

stats