Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Asturias reina en Cantabria: los dos equipos de fútbol sala del Principado que juegan en la región vecina son primero y segundo

El Racing de Mieres y el Arenas de Manzaneda fueron reubicados tras la renuncia de 15 clubes del Principado a comenzar la Tercera asturiana en las fechas que les propusieron

Las formaciones del Racing de Mieres y del Arenas de Manzaneda, antes del comienzo del partido que les enfrentó y que pertenece a la Tercera División de Cantabria.

Las formaciones del Racing de Mieres y del Arenas de Manzaneda, antes del comienzo del partido que les enfrentó y que pertenece a la Tercera División de Cantabria. Racing de Mieres

El subgrupo A de la Tercera División de fútbol sala de Cantabria está compuesto por seis equipos, de los cuales dos son asturianos: el Racing de Mieres y el ovetense Arenas de Manzaneda, integrados en la competición de la región vecina después de que los otros quince equipos que formaban parte de la Tercera División de Asturias renunciaran a comenzar la Liga en las fechas que les exigía la Federación Española de Fútbol.

Racing de Mieres Racing de Mieres

Tras cuatro jornadas disputadas, el Racing de Mieres es líder, con pleno de triunfos en los cinco partidos disputados, y el Arenas de Manzaneda, segundo, con una sola derrota, la que sufrió por 7-0 precisamente ante el otro equipo asturiano, y un empate esta pasada jornada frente a La Folia. Todavía les quedan cinco partidos para terminar la primera fase, pero los dos tienen muy bien encarrilado clasificarse entre los tres primeros y disputar la segunda con los mejores.

“Hubiera preferido ir a jugar a Sama, pero es lo que hay. La Federación Asturiana nos ayuda y en Cantabria nos están tratando muy bien”

Víctor Pérez - Vicepresidente del Racing de Mieres

decoration

Pero el enfrentamiento que hubo entre los dos equipos de Asturias es más importante de lo que pueda parecer. Y es que uno de los dos, el que quede por delante al término de la competición, ascenderá a Segunda B y se llevará la plaza reservada para la región en la categoría de bronce. “Nuestro único rival por el ascenso es el Arenas”, reconoce Víctor Pérez, vicepresidente del Racing de Mieres, equipo que ahora mismo lidera la clasificación con firmeza. A pesar de todo, una vez que están compitiendo en Cantabria les gustaría quedar “lo más arriba posible”, añade. La victoria ante el Arenas en Mieres les ha dado mucha confianza para lograr un acenso que ansían para una localidad siempre muy vinculada al fútbol sala. “Queremos subir, es importante para Mieres”, confirma el vicepresidente.

Una formación del Arenas de Manzaneda R. de M.

La experiencia en Cantabria les está resultando interesante, aunque Víctor Pérez reconoce que preferirían estar jugando más cerca de casa: “Hubiera preferido ir a jugar a Sama, pero es lo que hay. La Federación Asturiana nos ayuda y en Cantabria nos están tratando muy bien”. Sí que nota algunas cosas diferentes con respecto a la competición que solían jugar en Asturias: “Allí solo hay un árbitro y aquí en Preferente ya pitan dos”. Lo que sí ha sorprendido a Víctor Pérez es el gran seguimiento que tiene en Cantabria el fútbol sala. Y eso que esta temporada no está pudiendo ir público a las pistas.

“Hay buena colaboración entre nosotros para el tema de los horarios, que es necesario para cuadrar bien los viajes”

José Alonso Naves - Presidente del Arenas de Manzaneda

decoration

El otro equipo asturiano, el Arenas de Manzaneda, de Oviedo, también valora positivamente la experiencia que están teniendo en Cantabria. Su presidente, José Alonso Naves, cuenta que los equipos cántabros son “rivales difíciles” y califica como muy positiva la relación que mantienen entre ellos: “Hay buena colaboración entre nosotros para el tema de los horarios, que es necesario para cuadrar bien los viajes”.

En su caso ve más difícil el ascenso precisamente porque se lo está jugando con el Racing de Mieres, equipo que le ganó por 7-0, aunque tampoco piensan tirar la toalla: “Lo veo complicado, pero si se presentara la posibilidad no íbamos a renunciar a ella, hacía años que en Oviedo no había un equipo de fútbol sala en categoría nacional”. Aun así, considera que el conjunto mierense tiene un “equipo que podría jugar en Segunda B”.

Ellos, si no logran el ascenso, seguirán en Tercera “pase lo que pase”. Y es que, sin haber comenzado aún las competiciones regionales, es difícil saber qué sucederá la próxima temporada, cómo se determinarán los equipos que ascienden y qué pasará con los quince que han renunciado.

Compartir el artículo

stats