Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Aníbal González Anca: "Es un privilegio trabajar para la selección de fútbol de México y representarlos por todo el mundo"

" La vida está para exprimirla al máximo aunque, esté donde esté, todos me llaman "asturiano" porque les dejo claro que es el mejor lugar del mundo"

Aníbal González Anca.

Aníbal González Anca.

El asturiano Aníbal González Anca, preparador físico de la selección nacional sub-23 de México desde hace dos años y medio, es uno de los hombres de moda en el futbol mexicano tras ganar “La Tricolor” el Preolímpico de la Concafal, en la tanda de penaltis a Honduras, y también obtener, al mismo tiempo, el billete para los Juegos Olímpicos de Tokio. Natural de Parres de Llanes hoy, sábado, cumple 32 años de edad. 

Graduado en Ciencias de la Actividad Física y el Deporte por la Universidad de Vigo, máster en Preparación Física de Fútbol por la Real Federación Española de Fútbol, máster de Prevención y Readaptación de Lesiones Deportivas por la RFEF, máster Alto Rendimiento en Deportes Colectivos por el F.C Barcelona y máster en preparación física en fútbol por el FSI, actualmente se encuentra sacando los títulos de entrenador. 

Aníbal González Anca.

Aníbal González Anca.

Jugó al futbol en el CD Llanes, Villarreal, Real Oviedo y Urraca CF. Como preparador físico hizo prácticas en el Cortinthians (Brasil), Oporto (Portugal) y Rayo Vallecano, para seguir su faceta profesional en el Urraca CF y CD Llanes, Cimarrones de Sonora (México), Tokushima Vortis (Japón) y, actualmente, en la selección olímpica de México.     

-Hace apenas un lustro se encargó de la preparación física del Urraca CF, de Posada, bajo la dirección técnica de Luis Arturo Ruíz-Capillas, en 3ª División, y ahora forma parte del “staff” técnico de la selección mexicana que ganó el Preolímpico de la Concafaf y el pasaporte para Tokio.   

-Luis Arturo, es un amigo que siempre marcó mi carrera desde que empecé a jugar al fútbol en la Escuela de Mareo con 7 años. Fue mi entrenador de pequeño, fue mi entrenador en Preferente y fuimos compañeros de cuerpo técnico. Un referente y uno de mis mejores amigos. 

-Tras ese éxito de la “Tricolor”, ¿se siente un mexicano más?  

-Desde que llegué a México en 2015 ya me sentí mexicano; el trato que recibí en estos cinco años que llevo en el país es inmejorable. Quiero a México muchísimo y me siento muy parte de este país. Es un privilegio trabajar para la selección y representarlos por todo el mundo. 

-¿Cómo fue el salto desde Llanes a México y, posteriormente, a la selección nacional mexicana sub-23?  

-Terminé la carrera y cinco meses después me salió la oportunidad de irme a trabajar a Cimarrones de Sonora. Fueron dos años en los que hicimos las cosas muy bien en el club y de ahí me llamó Ricardo Rodríguez para irme con él a Tokushima Vortis a Japón. Ricardo también es asturiano y un gran amigo y referente. Después de una temporada allí me salió la oportunidad de ir a la selección mexicana en busca del objetivo de repetir el oro olímpico conseguido en 2012 y no pude rechazar una experiencia de ese tipo. Y aquí estamos, camino del objetivo que nos marcamos hace dos años y medio. 

Aníbal González Anca.

-¿Nunca le presentaron algún proyecto para llevar las riendas de la preparación física en algún club español?  

-La verdad que comencé en el extranjero y ahí es donde considero que estaré en el corto y medio plazo. No tengo prisa por regresar, soy joven y el fútbol te va ubicando en base a lo que vas consiguiendo. Entonces, considero que en algún momento llegará ese salto y veremos si me interesa. Por el momento estoy centrado en el fútbol mexicano que actualmente es mi casa y tengo aún muchos retos que cumplir por aquí. Una vez conseguidos valoraré propuestas que permitan estar más cerca de mi familia.

-Será la decimosegunda vez que la selección azteca participe en unos Juegos Olímpicos, incluso fue campeona en una ocasión. ¿Se marcan objetivos en la cita nipona?  

-El objetivo que nos marcamos es ganar, no entiendo otra cosa en mi vida. Cada vez que se juega un torneo o un partido la meta siempre es la victoria. Por tanto, vamos a prepararnos para ser los mejores en Tokio, tenemos un gran equipo y formamos además una gran familia dentro y fuera del campo. Estamos en el buen camino para conseguirlo. Trabajo, trabajo y más trabajo. 

-¿Siente morriña de Asturias o ya se acostumbró a ser ciudadano del Mundo?  

-Ya me siento parte del mundo. Desde los 16 años ando por todas partes, ya pasé por diferentes ciudades de España, Brasil, Portugal, Japón, México. La vida está para exprimirla al máximo. Quiero mucho a Asturias y siempre se lo inculco a todo el mundo al que me encuentro en el camino, todos me llaman "asturiano" porque les dejo claro que es el mejor lugar del mundo y que nunca nadie nos conquistó ni nos conquistará, ja, ja,ja…... 

 

Compartir el artículo

stats