Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Hockey sobre patines

Hockey sobre patines: Elena Lolo y sus 200 sueños

“Si cuando empecé en el Atalía me dicen esto no me lo creo; no lo creo ni ahora”, dice la meta del Telecable tras ser bicentenaria

Elena Lolo, ayer, en la pista de La Algodonera con los números que acreditan sus partidos con el Telecable Hockey. | Marcos León

Elena Lolo, ayer, en la pista de La Algodonera con los números que acreditan sus partidos con el Telecable Hockey. | Marcos León

Echa la vista atrás y se ve con 7 años, en las actividades extraescolares del colegio Atalía, donde cogió su primer stick. “Entonces era jugadora, después ya me puse de portera”, detalla Elena Lolo en su aniversario. Y es que la guardameta del Telecable Hockey acaba de cumplir 200 partidos con el primer equipo. Cada uno de ellos, un sueño cumplido. “Si cuando empecé me dicen esto no me lo creo. ¡Vamos, no me lo creo ni ahora!”, confiesa. No quiere detenerse. “Estaría genial acabar la temporada ganándolo todo”, asegura. No sería la primera vez. “Si tuviera que quedarme con un partido, diría el de la final de la Copa de la Reina de 2016. Fue contra el Palau de Plegamans, vamos a penaltis y... Terminamos campeonas”, revive Elena Lolo. Curiosamente, ese mismo rival fue testigo el pasado fin de semana de su bicentenario en la portería del Telecable.

“La pena es que el resultado no fue el deseado”, lamenta tras la derrota ante el líder. De momento, no ha dado para celebraciones por su cumpleaños entre los palos, aunque no oculta “el orgullo que siento por haber alcanzado esta cifra. Es motivo para estar muy contenta”. Saborea su encuentro con LA NUEVA ESPAÑA en la pista de La Algodonera. “Ha sido muy divertido, sobre todo montar la foto. Creo que ha sido lo más especial hasta ahora por mis 200 partidos”, asegura.

Con una mirada puesta en el reloj y otra, respondiendo mensajes en el móvil, el horario de Elena Lolo es tan intenso como cualquier final de campeonato. Trabajadora de un laboratorio de investigación de minas durante la mañana, el resto de día es a todos los efectos jugadora de hockey, de las de gimnasio y horas en La Algodonera. Se centra en un final de temporada con poco lugar al despiste. “El modelo de competición ha cambiado a raíz de la pandemia. Se va a decidir todo prácticamente en cuatro días. Ahora se premiará al espléndido, no al regular”, resume. “Tenemos que competir de la mejor forma en todas las competiciones e intentar llevarnos el mayor número de títulos, aunque a veces años en blanco también son buenos”, subraya. A final de mes espera ya la final a 8 de la Copa de Europa.

Compartir el artículo

stats