Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Nairo gana a lo grande: así se desarrolló la primera etapa de la Vuelta a Asturias

El escalador colombiano demuestra su condición de favorito llegando en solitario a Pola de Lena tras un ataque en Carabanzo

Nairo Quintana, tras su ataque, en las últimas rampas de Carabanzo. |

Nairo Quintana, tras su ataque, en las últimas rampas de Carabanzo. | R. Menéndez

Nairo Quintana llegó con hambre de triunfos a Asturias y el colombiano ganó a lo gran campeón en la primera etapa de la Vuelta a Asturias, tras un magistral contraataque en la subida a Carabanzo, “Memorial Luis Balagué”, para rodar en solitario los últimos 6 kilómetros de la etapa. Ahora, el colombiano, arropado por su equipo Arkea, tendrá que defender el maillot de líder en la etapa reina de hoy en el Acebo, donde ya conoció la victoria bajo una fuerte nevada en 2017.

Pierre Latour, con Antonio Pedrero, persiguiendo a Nairo Quintana en las rampas de Carabanzo. | R.M.

El “escarabajo”, ganador de la Vuelta a España, Giro de Italia y Vuelta a Asturias y con varios podios en el Tour de Francia, demostró a sus 31 años su gran calidad, y más en un terreno talismán como son las carreteras del Principado. Su exequipo Movistar movió bien los peones en los últimos 40 kilómetros, atacándole en las subidas y bajadas de La Cabaña y Fresnedo por medio de Einer Rubio, acompañado de Pierre Latour, y después con Héctor Carretero en el llano entre puertos. Hasta que en la subida final de Carabanzo fue Nairo quien se exhibió desde abajo, seguido en principio por Einer Rubio. Pasó por el alto con 10 segundos sobre Antonio Pedrero y Pierre Latour y entró en la meta de Pola de Lena con 26 segundos sobre sus perseguidores.

Daniel Viegas y José Gutiérrez, al inicio de su escapada al paso por Pola de Siero. | Miki López

Los discípulos de Jaimerena se tuvieron que conformar ayer con el triunfo por equipos y el segundo puesto de la general. Los 184 kilómetros que separaban Oviedo de Pola de Lena en una jornada con orbayu durante la primera mitad y temperaturas de entre 8 y 13 grados, tuvieron emoción desde el inicio. Todo gracias a los aventureros Daniel Viegas (Eolo Kometa) y José Gutiérrez Revuelta (Gios), que se marcharon en Pola de Siero, mientras el pelotón buscaba a quién debía perseguir.

Así, rápidamente tomaron casi cuatro minutos al paso por La Campa, Villaviciosa y La Fumarea, ya que el cántabro es de los que no se rinde nunca en Asturias y el portugués, preparado por Carlos Barredo, que acaba de superar la temporada de alergias, quiere debutar en profesionales por la puerta grande. El Arkea de Nairo Quintana está convencido de que su jefe tiene que volver a ganar en Asturias y empezó a perseguir para mantener la fuga a su alcance.

Dayer Quintana, al frente del pelotón, con su equipo Arkea. | Miki López

El paso por la Cuenca del Nalón, desde La Felguera a Pola de Laviana, siguió con la misma tónica de dejar brillar a los fugados, que se repartían los pasos de montaña y metas volantes. En la subida a La Colladona, por detrás, el Arkea levantó el pie en la persecución -nunca un pelotón subió tan tranquilo- porque veía que las fuerzas de delante empezaban a mermar. En esa subida, Viegas se quedaba de rueda de Gutiérrez, que bajó por la Cuenca del Caudal gastando las últimas fuerzas para ser capturado a la entrada de Turón. Cumplió su objetivo de hombre anuncio.

Ahí comenzó la otra batalla, las de los grandes por el triunfo de etapa y de la general. En la dura subida a La Cabaña, el Medellín de Tito Hernández, reciente ganador de la Vuelta a Colombia, probó a los rivales. Esto espoleó al Movistar a mover piezas con el joven escalador Einer Rubio, al que siguió a rueda el francés Latour. Y se mantuvieron en fuga en la subida a Fresneo hasta ser neutralizados en la bajada por el Arkea de Nairo Quintana. Y el nuevo salto de Carretero entre puertos dinamitó la carrera entre la treintena de cabeza.

35

Imágenes de la primera etapa de la Vuelta a Asturias Miki López

El Arkea hizo un supremo esfuerzo para anular al Movistar y dejarle al jefe la última palabra. Y ahí no falló Nairo Quintana, con esa arrancada que impresiona, para irse solo hacia el triunfo. Pedrero desde atrás respondió bien, pero sin dar caza al colombiano. El grupo perseguidor, con los que están de verdad en forma, llegó a 49 segundos. No pudo hacerlo el veterano gijonés Dani Navarro (Burgos BH) porque en el descenso anterior una caída le cortó y cedió en meta 1-32. Mientras, el debutante Pelayo Sánchez cumplió el trámite de su primera carrera en casa, aunque cedió en meta 10-27.

Compartir el artículo

stats