DTO ANUAL 27,99€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Pedro Menéndez, en su adiós al Racing: “Cumplimos los objetivos”

“Hemos puesto las bases de la cantera”, asegura el asturiano, que no renovará como secretario técnico

Pedro Menéndez, en su presentación como secretario técnico del Racing.

Pedro Menéndez, en su presentación como secretario técnico del Racing. LNE

“Los objetivos que nos marcaron fue llegar como mínimo a la Primera RFEF y potenciar la cantera, por eso nos sorprendió la decisión”. Así se toma Pedro Menéndez la decisión de la directiva del Racing de no renovar el contrato al cuadro técnico, del que forma parte desde el pasado verano. Un año después de su despedida de la presidencia del Lealtad, dejando al equipo en Segunda B, Menéndez intenta asimilar una situación que no esperaba.

En todo caso, el todavía secretario técnico racinguista se irá satisfecho por haber contribuido “a poner la bases de una cantera que no había, un pilar muy importante para el futuro del club”. Y cuantifica esa aportación: “En el primer equipo han jugado siete chavales que vienen de la Regional de Cantabria. La temporada pasada había una plantilla con contratos muy elevados. Ahora quedan once chavales con una media de edad de 23 años y salarios muy bajos. Y el filial ascendió a la Segunda RFEF”.

“Los proyectos de cantera necesitan un tiempo”, añade Menéndez, que de todas formas esperaba que el Racing estuviese este fin de semana en Extremadura jugando la fase de ascenso: “En la última jornada estuvimos a un gol de clasificarnos y nos anularon uno en el minuto 80”.

Pese a este revés, Pedro Menéndez espera seguir trabajando en el fútbol profesional: “Acabo de empezar en esto y ha sido un aprendizaje muy bueno. Tuve la suerte de trabajar durante este año al lado de José María Amorrortu, uno de los mejores formadores de Europa. Y ya se sabe que, a veces, en el mundo del fútbol cuando se cierra una puerta se abre otra”.

Asegura que, tras su larga etapa al frente del Lealtad, la experiencia en el Racing ha supuesto “un cambio muy grande” para él: “Han sido nueve años muy intensos y ahora me gustaría seguir trabajando si surge algo con lo que pueda seguir creciendo. Si no aparece nada interesante, a descansar”.

Por supuesto, desde la distancia ha seguido la trayectoria del Lealtad y le duele el más que probable descenso de su equipo: “Es una situación muy fastidiada porque de un golpe bajas dos categorías. Tal como están las cosas podrían descender hasta cuatro equipos asturianos, con lo que la próxima temporada habrá una Tercera muy fuerte. Una pena”.

Compartir el artículo

stats