Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Piragüismo

El Descenso del Sella Adaptado contará con palistas extranjeros

La prueba se disputará el domingo entre Arriondas y Llovio con la participación de 60 deportistas

Por la izquierda, José Alberto Fernández, presidente de FEDEMA; María Teresa García, una de las organizadoras de la prueba; José Pérez García consejero delegado de Recyclia, Emilio García, alcalde de Parres; Melania Álvarez, consejera de Derechos Sociales y Bienestar, y Beatriz Álvarez, directora general de Deportes del Gobierno del Principado, durante la presentación.

Por la izquierda, José Alberto Fernández, presidente de FEDEMA; María Teresa García, una de las organizadoras de la prueba; José Pérez García consejero delegado de Recyclia, Emilio García, alcalde de Parres; Melania Álvarez, consejera de Derechos Sociales y Bienestar, y Beatriz Álvarez, directora general de Deportes del Gobierno del Principado, durante la presentación.

La XXVIII edición del Descenso del Sella Adaptado, que se disputará entre Arriondas y Llovio y es un clásico en el calendario estival, se disputará este domingo y dará comienzo a las diez de la mañana. El recorrido lo realizarán 60 participantes, entre ellos dos palistas extranjeros: un deportista colombiano y una esquiadora francesa. Lo harán en canoas K-2 acompañados por un guía.

Los 60 participantes se dividirán, según explicó Beatriz Álvarez, directora general de Deportes del Gobierno del Principado, “en dos tipos. Treinta y ocho participarán en la clasificación A, donde se encuentran las personas con discapacidades leves, y luego veintidós en la clasificación B, participantes en su mayoría con lesiones medulares y que principalmente están en sillas de ruedas”. El descenso contará con dos fases. “Un tramo de diez kilómetros de convivencia para que disfruten del recorrido, del paisaje y de la convivencia con las otras piraguas y luego una etapa de cinco kilómetros de competición”, prosiguió Beatriz Álvarez. El primer tramo es desde Arriondas, donde arranca la prueba, hasta la revuelta conocida como La Uña, a la altura de Llórdon, donde se realizará un avituallamiento. Posteriormente se iniciará la etapa de competición, que terminará en la meta situada en el puente de Feve en Llovio (Ribadesella).

Juan Manuel Feliz, presidente del Comité Organizador del Descenso Internacional del Sella (Codis), considera que el descenso del Sella adaptado es una prueba “muy especial, ya que lleva más de 28 años y, pese a la complicada situación que atravesamos, es el inicio de una gran semana”, aseguró. Feliz destacó “la ilusión, la seriedad y sobre todo la seguridad del evento” como los mayores pilares de la organización del Descenso Adaptado. Las clasificaciones de las dos pruebas del Sella Adaptado se conocerán el mismo domingo.

Compartir el artículo

stats