Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Rendidos al mejor presidente: la herencia de Maximino Martínez según los dirigentes

Luis Rubiales, Manuel Vega-Arango y dirigentes de clubes asturianos destacan la gestión de Maximino Martínez: “Será muy difícil sustituirlo”

Luis Rubiales y Maximino Martínez, junto a la estatua de Manuel Preciado en Gijón. | Á G.

“Muchas gracias por tu infinita generosidad por y para el fútbol asturiano y español con el sacrificio que supone a nivel personal y familiar”. Con estas palabras reaccionaba el presidente de la Federación Española de Fútbol, Luis Rubiales, al anuncio de Maximino Martínez de poner fin a su etapa de 33 años en la Federación Asturiana. Rubiales, al igual que antes Ángel María Villar, ha tenido en Martínez a uno de sus grandes apoyos. Esa conexión ha dado buenos réditos al fútbol asturiano, como destacaron varios dirigentes de clubes al hacer un balance de la etapa presidencial de Maxi. “Va a ser muy difícil sustituir a una persona como él”, proclama el presidente del Marino, Luis Gallego, respaldado por varios colegas.

Ángel María Villar y Maxi en una visita del expresidente de la Federación Española.

Rubiales no solo dedicó grandes elogios a Maximino Martínez, al que considera un “referente” personal y que ha dejado “un nivel altísimo” en su paso por la asturiana. El presidente de la Federación Española anunció a través de un comunicado en la página web dirigiéndose al asturiano que “quiero que continúes a mi lado como vicepresidente y me acompañes en este camino que iniciamos en 2018. Eres un ejemplo”. Y anunció que próximamente le entregará la insignia de oro y brillantes que le concedió hace unos meses.

Manuel Vega-Arango, su antecesor en la Federación Asturiana, considera que acertó plenamente cuando le ofreció a Maxi Martínez un cargo en su directiva, en 1988: “Me habían hablado muy bien de él, de su pasión por la cantera. Es una persona muy trabajadora, vivía para la Federación y para el fútbol”, recalcó el presidente del Sporting, que lamenta las circunstancias en que se ha producido el final del mandato: “Tantos años en un cargo desgastan y es una pena el problema de salud que ha sufrido. Hay que mostrar agradecimiento por todo lo que ha hecho”.

Luis Gallego ha coincidido con Maxi Martínez durante su larga etapa en la presidencia del Marino: “Ya echo en falta a Maxi desde el primer día. Es pura energía y lo llenaba todo. Será difícil sustituir a una persona como él. Con el Marino siempre se portó muy bien. Llegaba al campo y sacaba su entrada, compraba la rifa... Y así con todos porque vivió por y para el fútbol asturiano. Llegó mucho dinero que él consiguió en la Federación Española”.

El expresidente del Avilés, José María Tejero, también pone por las nubes a Martínez: “Maxi pasó tiempos difíciles y consiguió que el fútbol asturiano esté vivo. Estuvimos siempre bien representados en Madrid gracias a su empeño, tenacidad y gran esfuerzo. Es una pena que lo tenga que dejar porque podía seguir luchando”. Tejero destaca la inversión en campos de fútbol durante el mandato de Martínez y la inauguración de la nueva sede federativa en Roces, “que era su gran ilusión. Es una pena que no lo pueda disfrutar más”.

El presidente del Covadonga, Curro Cabal, califica como “excelente” el balance de Maximino Martínez: “Consiguió que Asturias, sin ser una comunidad con grandes posibilidades, sea una de las federaciones que más peso tienen en Madrid. Es difícil que pueda igualar lo que hizo por el fútbol asturiano. Siempre trabajó por el bien de los clubes e incluso encabezó una huelga para defender sus derechos”.

El presidente del Tuilla, José López Arbesú, pone énfasis en la faceta humana de Maximino Martínez, con el que tiene un trato cercano: “Maxi es muy llano y muy recto. A veces chocaba porque es muy directo”. En la hora del adiós le da las gracias, “pero no solo por el Tuilla, sino por el fútbol asturiano en general. Ayudaba en todo lo que podía”. López Arbesú destaca la gran inversión en campos de hierba artificial, el objetivo cumplido de la sede federativa en Roces y “su cercanía con los clubes. Es una pena que no pueda cumplir otro mandato de cuatro años”.

Lobo da el paso y Tejero se lo piensa

José Ramón Cuetos, Lobo, actual presidente del Comité Nacional de Entrenadores, anunció ayer oficialmente su intención de presentarse a las elecciones de la Federación Asturiana de Fútbol. En una nota pública, Lobo recalca que “si el fútbol asturiano me elige, lo hará para suceder al presidente más importante de la historia de Asturias”.

Lobo se extendió en elogios hacia Maximino Martínez: “Lo que he aprendido todos estos años en diferentes responsabilidades en la RFFPA, gracias a la confianza de Maxi, me permite dar este paso para liderar el fútbol asturiano y así seguir la línea del trabajo realizado por Maxi y consolidar la posición de Asturias dentro de las nuevas estrategias que la RFEF está implementando”.

Aunque Lobo es el único aspirante a la presidencia que se ha pronunciado de manera oficial, el expresidente del Avilés, José María Tejero, aseguró que forma parte de un grupo que plantea una alternativa “porque sería bueno que hubiera elecciones”.

Compartir el artículo

stats