Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La I Cicloturista Gamoniteiro, dura y atractiva para los 223 participantes

Además de los asturianos, en esta primera edición hubo corredores de cinco comunidades autónomas

Participantes, en el último tramo de la prueba. | Roberto Menéndez

La I Cicloturista El Gamoniteiro permitió a 223 deportistas procedentes de Navarra, Madrid, Comunidad Valenciana, Andalucía, País Vasco, además de los asturianos, disfruta de un recorrido plagado de detalles etnográficos y pintorescos de la riqueza asturiana a su paso por Quirós, Proaza, Castañedo del Monte, Linares, Sograndio, el embalse de Valdemurio, Bárzana, Santa Marina y Cortes, antes de enfrentarse a las duras rampas del coloso Gamoniteiro.

El alcalde de Quirós, Rodrigo Suárez, fue el encargado de cortar la cinta junto al director de la prueba, Alejandro Torre. A primera hora de la mañana, los cicloturistas tomaban la salida en Bárzana, con el sol abriéndose paso entre las nubes. La dureza la puso la orografía típica del valle de Trubia, con la subida a la Cruz de Linares como aperitivo, un puerto de primera categoría poco conocido.

Tras el avituallamiento, la marcha continuó por la mítica Cobertoria, que en esta ocasión se subió por Cortes, con 20 kilómetros de ascensión, pero más fáciles de pedalear que la vertiente habitual, donde los deportistas pudieron disfrutar de la naturaleza que rodea la zona, hasta llegar al alto, donde la niebla volvió a hacerse presente.

Ya solo quedaban los kilómetros finales, los de mayor dureza, para alcanzar la gloria en El Gamoniteiro, techo de la Sierra del Aramo, a 1.771 metros, donde estaba situada la línea de meta, a la que los corredores fueron llegando en grupos muy reducidos y muchos en solitario, tras haberse enfrentado a las durísimas rampas de este puerto que se hizo famoso tras su inclusión en la Vuelta Ciclista a España de 2021, en una etapa que llevó al colombiano Miguel Ángel López a lo más alto del podio.

Compartir el artículo

stats