30 de abril de 2012
30.04.2012
40 Años
40 Años

Las hipotecas bajan 40 euros al mes con la caída del euribor, la mayor en dos años

La tasa de referencia de los préstamos desciende en abril hasta el 1,37%, favorecida por las inyecciones de dinero del BCE a los bancos

30.04.2012 | 02:00

Oviedo, L. GANCEDO
Los hogares que están pagando su vivienda y que en los próximos días deban actualizar las cuotas de sus hipotecas con arreglo al euribor de abril conseguirán un ahorro que rondará los 40 euros para un préstamo contratado en las condiciones más comunes en Asturias durante la pasada década. Es una aproximación al impacto de la mayor rebaja que registra el euribor desde principios de 2010, que lo ha dejado en el 1,37%. Los analistas asocian ese comportamiento a las medidas extraordinarias que ha tomado el Banco Central Europeo (BCE) para surtir de liquidez al sector financiero y presumen que los descensos continuarán en los próximos meses.

El euribor estaba hace un año en el 2,086% y hoy acabará abril con una media mensual del 1,37%. La principal tasa de referencia de las hipotecas de interés variable encadena así tres meses de descensos interanuales consecutivos, aunque es ahora cuando se nota un ahorro más relevante en las cuotas. El beneficio es para aquellas familias y empresas que, conforme a sus contratos, realizan la actualización anual del importe de sus pagos mensuales según el euribor de abril. Para el caso de una hipoteca de unos 115.000 euros, a amortizar en 25 años y con un diferencial de 0,75 puntos sobre el euribor (condiciones habituales antes de que las restricciones crediticias se agravaran), la cuota mensual se colocará en 494 euros. El ahorro mensual supera ligeramente los 40 euros y el anual se acercará a los 500 euros.

Será así siempre que los contratos hipotecarios no estén blindados por cláusulas de suelo, práctica frecuente de bancos y cajas de ahorros. Buena parte de los préstamos firmados durante los últimos años fija un interés mínimo a pagar (el 3% o el 4%, por ejemplo), de modo que a partir de cierto nivel las hipotecas no se abaratan, aunque baje el euribor.

Y el ahorro es posible para los que ya tienen hipoteca, pero menos probable para los que se disponen a contratar un préstamo. A pesar del descenso del euribor, la banca está endureciendo los diferenciales que aplica en las hipotecas de interés variable. Hasta el punto de que lo más común ya es que el interés ofrecido esté dos puntos por encima del euribor. Esta práctica, derivada de las dificultades que atraviesa el sector financiero, ha terminado por arruinar el impacto favorable que para el crédito tendría en otras circunstancias la caída de la principal referencia hipotecaria.

El euribor equivale al tipo de interés medio al que los bancos se prestan dinero entre sí en el mercado mayorista. Su cuantía varía según el plazo de amortización (desde una semana a doce meses), aunque es el euribor a un año el que se utiliza generalmente para las hipotecas. La evolución de este indicador está muy ligada a la de los tipos de interés oficiales que marca el BCE, ahora en el 1%. También reacciona a las dificultades que puedan producirse en el referido mercado interbancario. A decir de los expertos, los multimillonarios préstamos en condiciones excepcionales (al 1% y con vencimiento a tres años) que el Eurobanco ha repartido entre la banca en los últimos meses han aligerado las tensiones en los mercados de capitales y favorecido el descenso del euribor.

Algunos analistas presumen que las cuotas hipotecarias seguirán abaratándose a corto plazo, hasta que el euribor se estabilice en niveles que podrían ser inferiores al 1,3%. Ese comportamiento estará condicionado por las decisiones que tome el BCE sobre el precio oficial del dinero. Si el deterioro de la economía europea persiste, el Banco Central podría rebajar aún más los tipos de interés y, con ello, favorecer que el euribor prolongue su repliegue.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

IBEX- 35


Enlaces recomendados: Premios Cine