18 de mayo de 2018
18.05.2018
Tensiones en la negociación colectiva

El sector del metal, al borde del conflicto tras ofrecer la patronal una subida del 1%

Femetal plantea suprimir el "obsoleto" complemento de antigüedad e irrita a los sindicatos, que denuncian la parálisis en varios convenios

18.05.2018 | 02:11
El sector del metal, al borde del conflicto tras ofrecer la patronal una subida del 1%

La negociación para renovar el convenio colectivo en el sector del metal asturiano, que afecta a unos 25.000 asturianos, está atascada y al borde del conflicto. El secretario general de UGT en Asturias, Javier Fernández Lanero, desveló ayer algunas de las condiciones que la patronal Femetal está poniendo sobre la mesa y que no convencen para nada a los representantes sindicales. Las empresas quieren aplicar una subida de las nóminas del 1%, más una parte variable que puede llegar a sumar a ese porcentaje un 0,5% si se cumplen una serie de objetivos que variarán en el caso individual de cada empresa.

Fuentes de Femetal puntualizaron horas después que la subida salarial aún se está negociando y que no se ha puesto en la mesa ningún porcentaje definitivo, aunque los sindicalistas que participan en las conversaciones confirmaron que la oferta del 1% es la última sobre la que se ha hablado. Las mismas fuentes explicaron que la parte variable de la subida de los sueldos estaría ligada a los aspectos que cada empresa quiera mejorar. Puede estar supeditada, por ejemplo, a reducir los niveles de absentismo o a incrementar los de productividad. "Serán cuestiones imposibles de medir porque no hay los mecanismos adecuados para hacerlo", se quejó el ugetista Lanero, que advirtió que si Femetal no rectifica habrá conflicto.

Una de las medidas que ha puesto sobre la mesa la patronal que preside Guillermo Ulacia y que más ha enfadado a los representantes sindicales pasa por eliminar el complemento de antigüedad para los trabajadores del sector. Femetal reconoció que quiere tratar este tema con los sindicatos porque considera que "es un concepto obsoleto que no aporta nada a la competitividad".

Los sindicatos criticaron la parálisis que sufre la negociación colectiva en Asturias. Además del metal, también va a trompicones el diálogo en la construcción y en el comercio. En ninguno de esos convenios hay casi avances. UGT y CC OO advirtieron que si los acuerdos no fructifican pronto el conflicto con la patronal "será contundente". Ya tienen prevista una concentración el lunes delante de la sede de FADE.

El secretario general de CC OO en Asturias, José Manuel Zapico, destacó: "Estamos en el inicio de una movilización contundente para doblar el pulso a la patronal". La exigencia de los sindicatos pasa porque las nóminas suban, como mínimo, un 3,1% de media y que ningún trabajador cobre menos de mil euros.

Fernández Lanero salió también al paso a las críticas a su sindicato por haber firmado una subida salarial para sus trabajadores del 1,8%, inferior a la que piden en la negociación colectiva. Explicó que los empleados del sindicato, además, del alza trabajan 35 horas a la semana, tienen una revisión salarial ligada al IPC, cobran el cien por cien de la incapacidad laboral desde el primer día de la baja, entre otras medidas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

IBEX- 35