16 de mayo de 2019
16.05.2019

Arcelor recortó producción en los hornos altos, pero el resto de talleres está a tope

El tijeretazo de Mittal solo afecta por el momento a Veriña, si bien las plantas de largos tienen una buena cartera para los próximos meses

16.05.2019 | 01:12

Arcelor-Mittal anunció la semana pasada que va a aplicar un recorte de producción de 700.000 toneladas en sus instalaciones asturianas que, por el momento, solo ha alterado el trabajo de los hornos altos de Veriña (Gijón), instalaciones que en una semana han recortado su producción en un 16%. Sin embargo, aguas abajo, esa reducción no está llegando por ahora al resto de talleres, que, según la versión de los sindicatos, "están funcionando bastante bien". Algunos de ellos, incluso al máximo de su capacidad.

En Avilés, por ejemplo, la acería está trabajando al mismo ritmo que siempre. Y en Gijón talleres como los de largos (carril y alambrón) tienen un buen nivel de cartera para los próximos meses. Al menos durante este trimestre. "Otra historia será el tercero", señalan los sindicatos. Serán entre junio y septiembre cuando las centrales temen que la multinacional centre sus recortes en sus plantas asturianas.

Se da la circunstancia además de que Arcelor tiene programada la parada de uno de sus dos hornos altos en Asturias para finales de este año. Estará en el dique seco durante 35 días para cambiar el sistema de refrigeración. Además, también está programada, si los Mittal no se echan para atrás, el inicio de la segunda fase de la ampliación de la acería de Avilés, lo que obligará a parar la producción durante varias semanas. Todo esto mermará ya de por sí la producción prevista por la multinacional en Asturias para este año.

Eso sí, Arcelor paralizó durante dos días la producción del tren de hojalata en Avilés, aunque fuentes sindicales matizaron que se debió a un problema por una avería en la línea de decapado. No a falta de demanda.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

IBEX- 35