14 de septiembre de 2019
14.09.2019

Vesuvius dejará menos de 20 empleos en Riaño y ofrece recolocaciones en Europa

La multinacional también propone prejubilaciones y formación para los más de 90 excedentes, plan que rechazan plantilla y administraciones

13.09.2019 | 23:51
Vesuvius dejará menos de 20 empleos en Riaño y ofrece recolocaciones en Europa

Vesuvius quiere abandonar la producción industrial en Asturias, trasladarla a sus fábricas de Polonia y República Checa y mantener en Langreo únicamente una oficina comercial con menos de 20 empleados. Para el resto de la plantilla -la factoría del polígono de Riaño tiene 111 trabajadores- la multinacional británica plantea prejubilaciones en el caso de los más mayores, recolocaciones en otras plantas de la compañía fuera de España, planes de formación para recualificar a los trabajadores con vistas a la búsqueda de un nuevo empleo y ayudas para el emprendimiento. Tanto el comité de empresa como los gobiernos del Principado y del Ayuntamiento de Langreo rechazan el plan de Vesuvius porque supone la desaparición de la actividad industrial en Langreo y la mayoría de los empleos directos e indirectos. Demandan a la compañía que retire el ERE y se siente a negociar alternativas. La dirección de Vesuvius sólo está dispuesta a hablar de las condiciones de salida de los trabajadores.

El asturiano Francisco Lorenzo Blanco, director general de Vesuvius Francia, mantuvo reuniones tanto con el consejero de Industria, Empleo y Promoción Económica del Principado, Enrique Fernández, como con la alcalde de Langreo, Carmen Arbesú. Según asistentes a esos encuentros, Lorenzo insistió en la sobrecapacidad productiva de refractarios de Vesuvius en Europa, las dificultades que atraviesa su principal cliente -el sector de la siderurgia- por las importaciones de acero procedentes de fuera de la UE y la necesidad de concentrar la fabricación en unas pocas fábricas en Europa para mantener la competitividad del grupo. Por ello la compañía considera necesario cesar la producción de refractarios en Langreo y Miranda del Ebro (Burgos) y desviar la producción a otras fábricas europeas. En el caso de Langreo, la producción se trasladaría a las fábricas de Skawina (Polonia) y Trinec (República Checa) y en el caso de Miranda de Ebro también a la fábrica de Kocaeli (Turquía).

Con el cese de producción y la supresión de las funciones administrativas vinculadas a ella, la planta de Langreo quedaría reducida a una oficina comercial con menos de 20 empleados. Para el resto de los trabajadores de la fábrica del polígono de Riaño -en total son 111- la compañía plantea varias alternativas. Los trabajadores de mayor edad podían acogerse a prejubilaciones si cumplen la edad legal y para el resto se ofrecerán recolocaciones en otras plantas de Vesuvius, planes de recualificación y de ayuda para encontrar trabajo con el respaldo de una agencia especializada, y apoyos económicos para el autoempleo. Las recolocaciones serían en el extranjero puesto que Vesuvius Ibérica sólo tiene fábricas en Langreo y Miranda de Ebro -en las que cesará la producción- y la filial Foseco -con plantas en las localidades vizcaínas de Igorre e Izurza- acaba de recortar su plantilla con un ERE.

Además, Vesuvius está dispuesta a negociar la cesión de la nave del polígono de Riaño a otras empresas para la ubicación de actividades industriales de los sectores de la cerámica o el vidrio que sean viables.

El plan de la multinacional no convence ni al comité de empresa ni a las administraciones. "Hablan de sobrecapacidad productiva para justificar el cierre en Langreo pero son ellos los que la han generado añadiendo un turno más a la fábrica de Polonia, donde quieren trasladar la producción de Langreo", señaló Juan Manuel Suárez Baragaño, presidente del comité de empresa de Vesuvius, que calificó de "cortina de humo" las propuestas de recolocación y formación de la plantilla e insistió en que el cese de producción "no está justificado" y que se trata de una "deslocalización" para abaratar costes de producción.

La alcaldesa de Langreo, Carmen Arbesú, calificó de "contradictorio" el planteamiento de Vesuvius "porque por un lado reconocen que la fábrica es puntera, que da beneficios, que vende a Arcelor sin costes de transporte y que el personal es de calidad, y por otro lado plantean llevarse la producción a otro sitio de Europa". Por ello la Alcaldesa reclamó a la empresa "que retire el ERE de extinción porque queremos mantener la industria en el concejo, no soluciones parciales".

El consejero de Industria, Empleo y Promoción Económica, Enrique Fernández, señaló que desde el Gobierno regional se defienden los planteamientos que están haciendo los trabajadores y que no baraja otra posibilidad diferente a la continuidad de la actividad y empleo de Vesuvius "tal y como lo tiene configurado". Fernández apuntó que el cese de la actividad en la planta de Langreo es una decisión de la sede de Londres la cual "no van a poder a revertir quienes representan en la empresa en Asturias" y por ellos "estamos conformando un frente a todos los niveles para tratar de revertir la situación y estamos en contacto con instancias europeas".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

IBEX- 35