Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Europa insta al Principado a proponer proyectos concretos para su financiación

"No habrá problema de fondos, pero siempre que se persigan objetivos de sostenibilidad", afirma el director general de Medio Ambiente de la CE

Europa insta al Principado a proponer proyectos concretos para su financiación

Europa insta al Principado a proponer proyectos concretos para su financiación

La Comisión Europea ve Asturias como una región con enormes posibilidades ante el cambio de modelo productivo basado en el "Pacto Verde Europeo", por eso insta al Principado y a las empresas a diseñar proyectos concretos para conseguir financiación. La sostenibilidad medioambiental y la digitalización serán los pilares de

Estas son las principales conclusiones del acto organizado ayer por la Federación Asturiana de Empresarios (FADE) y el Club de la Calidad con motivo del Día Mundial del Medio Ambiente y con el título "El pacto verde europeo: el impacto para Asturias". Se trata de un encuentro que cumple su décimo aniversario y que por la pandemia del coronavirus se celebró telemáticamente con la participación de Daniel Calleja, director general de Medio Ambiente de la Comisión Europea; Ismael Aznar, director general de Calidad y Evaluación Ambiental del Gobierno de España; Cristina Rivero, directora de Industria, Medio Ambiente y Energía de CEOE, y que moderó Nieves Roqueñí, viceconsejera de Medio Ambiente y Cambio Climático del Principado.

Daniel Calleja explicó las ayudas millonarias aprobadas por la Unión Europea en la lucha contra la pandemia por coronavirus, "que ha puesto de manifiesto la vulnerabilidad en la vivimos y que dependemos de Asia para el suministro de mascarillas y de medicamentos". Europa ha traducido esta reflexión en un programa estratégico de Salud, para analizar las necesidades de los europeos, desarrollar líneas de producción, asegurar el aprovisionamiento, innovar e incidir en las nuevas tecnologías y el "big data" para el análisis de datos.

Pero esto no implica que se haya abandonado la estrategia de recuperación y preservación medioambiental impulsada por la Unión Europea. Todos los ponentes coincidieron en que pese a la prioridad sanitaria, se mantiene la obligación de reforzar las políticas de sostenibilidad por la urgencia en la defensa del medio ambiente y porque, junto a la digitalización, pueden convertirse en los pilares de la recuperación económica y el empleo. Es ese un planteamiento europeo que cuenta con "el absoluto alineamiento del Gobierno español", como demuestran las leyes que se están impulsando, explicó Ismael Aznar durante su ponencia.

Daniel Calleja resumió "El pacto verde europeo" y las múltiples oportunidades que representa para un nuevo modelo productivo en el Viejo Continente. La nueva política industrial se basará en la economía circular, con numerosas posibilidades de nuevos empleos, como el ecodiseño, la gestión de residuos, el derecho a la reparación frente a la obsolescencia programada y las energías renovables, entre otras.

Daniel Calleja indicó que "la descarbonización no se puede hacer de un día para otro, la transición debe ser justa". Por eso "hay que tener objetivos, que se están diseñando, y también financiación con fondos europeos asociados a capital privado".

En este sentido, Asturias, como otras regiones europeas, "puede planificar para diversificar y sustituir sus sectores sin futuro por otros con futuro", indicó el responsable europeo. Las posibilidades son múltiples "y sin límites, siempre que haya dimensión de sostenibilidad". Pero Calleja remarcó que "Europa reclama proyectos concretos y sobre esa base se trabajará conjuntamente". En palabras del director general de Medio Ambiente de la Comisión Europea, "no va a haber problema de financiación, sino de proyectos. El diálogo social es fundamental, junto con la innovación y la iniciativa privada".

La directora de Industria, Medio Ambiente y Energía de la gran patronal CEOE, Cristina Rivero, mostró su conformidad con esos planteamientos, pero centró su intervención en uno de los factores que más preocupa a los empresarios: la incertidumbre, que afecta directamente a los hábitos de consumo y a la inversión. Y puso dos ejemplos. Mientras en China se ha disparado la compra de coches porque se considera que es más seguro que el transporte colectivo, en España sólo 25 de cada 100 personas mantienen su interés en adquirir un vehículo. Las incertidumbres que deja la pandemia obliga, añadió, a plantear objetivos, diseñar proyectos y herramientas.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats