El jurista ovetense Bernardo Gutiérrez de la Roza, consejero delegado del despacho Ontier y secretario del consejo de administración de Duro Felguera, destacó ayer, durante un congreso concursal organizado en Madrid por Lefebvre, el buen funcionamiento del Fondo de Apoyo a la Solvencia de Empresas Estratégicas creado por el Gobierno para el rescate de sociedades en dificultades por el covid y que gestiona la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI).

Duro es destinataria de estas ayudas públicas (120 millones), cuya entrega está supeditada a que se alcance un acuerdo financiero con la banca entre otros requisitos. “Es algo completamente nuevo y, aunque es complejo, funciona”, dijo Gutiérrez de la Roza, que ha calificado de “sorprendente” que la SEPI esté trabajando “como un fondo cualquiera que está en el mercado”.