Desde este martes ya es efectiva la nueva regulación de la factura de la luz. A partir de este momento será más necesario que nunca tener un reloj a mano, porque de eso va a depender lo que paguemos por el consumo eléctrico de nuestros hogares.

El Ministerio de Transición Ecológica y la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMC) han establecido un nuevo sistema por el que se busca un consumo más eficiente y que cerca de 19 millones de consumidores, que antes no optaban a la discriminación horaria, ahora puedan hacerlo y ahorrar a través de ella en su factura.

Sin embargo, aquellos que hasta ahora venían beneficiándose de un precio más barato porque ya tenían discriminación horaria con su comercializadora verán encarecerse ligeramente su factura.

Otra de las novedades que trae consigo esta regulación es la de la posibilidad de contratar dos potencias. De este modo se podrá optimizar su uso y escoger la que se necesite en función del tramo horario.

Cambiaremos el "cuánto" por el "cuándo"

Tal y como señala la experta financiera de iAhorro Laura Martínez “lo más importante será tener en mente estos tres conceptos: punta, llano y valle. Son los tramos horarios de los que dependerá que paguemos más o menos por el uso eléctrico que hagamos”.

Horario punta: Será el momento del día en el que el precio de la energía será más caro. Va desde las 10h a las 14h y de 18h a 22h de la noche.

Horario valle: De 24h a 8h. Se establece un coste por kW de 1,42 euros. Es el tramo más barato. Los fines de semana y días festivos nacionales se establecerá de manera permanente.

Horario llano: De 8h a 10h; de 14h a 18h y de 22h a 24h. Precio medio.

Según la CNMC, la nueva tarifa dentro del horario valle será hasta un 95% más barata que la de hora punta. Además, el organismo señala que, al reducirse la facturación de peajes y cargos, los hogares que tengan una potencia contratada de entre 10 -15kW serán los que más ahorrarán con este nuevo sistema, siempre y cuando no estuvieran acogidos antes a la discriminación horaria. En concreto, hasta 197 euros al año. Mientras que los que tengan una potencia por debajo de 10 kW tendrán un impacto menor en su factura, aproximadamente de 17 euros menos al año.

La mayor diferencia va a estar entre los consumidores acogidos al mercado regulado (PVPC) y los que se encuentran en el mercado libre.

En el primer grupo, estas tarifas pasarán a estar activas de manera automática este mismo martes, mientras que aquellos que estén en el mercado libre serán informados de la nueva actualización del modelo de su factura con el precio fijo de un año por su comercializadora.

“Ahora, el truco está en cómo aprovecha estos tramos el consumidor. Evitar poner varios electrodomésticos al mismo tiempo, programar la lavadora para que funcione o dejar la comida preparada en hora valle ayudará a no llevarnos un susto con nuestra factura de la luz”, apunta la experta de iAhorro.

Precios de la luz según tramos horarios de consumo

Los nuevos precios horarios de la luz se aplicarán sobre el término energía (consumo horario real) de la factura de los consumidores acogidos al Precio Voluntario para el Pequeño Consumidor (PVPC).

La nueva facturación de la electricidad se divide en tres períodos horarios, en los que la aplicación de peajes y cargos varía en una mayor cuantía durante el período hora punta, una cuantía intermedia en el denominado período llano y un último periodo, el valle, que ocupará el 53% de las horas del año y en el que estos costes regulados tendrán menor impacto.

Esta curva de precios horarios para el pequeño consumidor es el resultado del coste de producción de la energía, los pagos por los peajes de transporte y distribución y los cargos por la energía consumida.

Los nuevos precios se aplican en el término energía de la factura de electricidad de aquellos consumidores acogidos al PVPC en todo el territorio nacional, si bien en las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla las franjas horarias se desplazan ligeramente.